En estado crítico personas atacadas en casa evangélica: Así fueron marcados por los delincuentes (fotos fuertes)

Foto Jade Delgado

Con navajas les marcaron cruces en sus cuerpos, les hicieron comer parte de una biblia y hasta jabón.

Un salvaje hecho conmocionó, este martes, a toda Mérida cuando un grupo de sujetos ingresó a una institución de rehabilitación de la iglesia evangélica y golpearon brutalmente a cuatro de las personas presentes, dos de ellos están internados gravemente en el Instituto Autónomo Hospital Universitario de Los Andes (Iahula).

De acuerdo con el pastor Cristian Dugarte, dos de los agredidos están gravemente heridos, uno de ellos tiene perforación en su cuerpo y sufrió lesión en el pulmón, tuvo que ser infiltrado, mientras que al otro le están realizando exámenes médicos para ser intervenido quirúrgicamente.

"Solo queremos que se haga justicia porque esto no puede estar sucediendo, queremos que las personas nos apoyen", indicó.

Explicó que las personas lastimadas estaban en situación de calle y fueron alojadas en la Casa de Restauración 12 Hombres de Valor, perteneciente a la iglesia evangélica, donde reciben orientación para salir de los problemas, a su juicio, el lugar quedó destruido por los agresores.

Ante este salvaje hecho, le pidió ayuda a los merideños, "que me apoyen porque tengo familia, tengo hijos, tengo mi esposa y esto es algo delicado", apuntó debido al termor de ser atacado por los agresores.

Durante la noche de este martes, la denuncia fue realizada ante el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC) para exigir que se haga justicia y prevenir este tipo de agresiones, además indicó que las personas ya están plenamente identificadas.

"Nosotros nos encargamos de ayudar a personas que están en situación de calle, queremos recuperar la casa de restauración que la dejaron en un estado pésimo", manifestó.

Por último, precisó que hace 15 días aproximadamente, un hombre los amenazó, pero la junta comunal los defendió porque están de acuerdo con el trabajo de ayuda que han venido desempeñando en ese lugar.

Momento del hecho

Varios delincuentes ingresaron a la casa de restauración ubicada en El Arenal y atacaron a los miembros de la iglesia cristiana que se encontraban en el lugar, con cuchillos les marcaron cruces en sus cuerpos y los obligaron a comerse la biblia.

Este hecho ocurrió en el municipio Libertador del estado Mérida, durante el ataque los delincuentes golpearon con diversos objetos dejando heridas a las personas, incluso algunos sufrieron fracturas y fueron apuñaladas.

Relato de las víctimas

"Estábamos adentro de la casa, los cuatro que fuimos golpeados , heridos, fracturados y apuñalados, de todo nos hicieron", dijo una de las personas heridas en un audio que circuló a través de WhatsApp y las redes sociales.

"Cuando yo voy saliendo de la casa veo dos tipos armados y me dicen lánzate al piso, yo me regresé y me senté en la cama", relató además que uno de los agresores lo tiró contra el suelo.

"Nos taparon la cara y nos empezaron al golpear con los tubos, palos, hachas y el púlpito, también con una piedra que metieron en una camisa", indica en el audio.