La victoria 2-1 de la Real como local mantiene viva la ilusión del Mirandés

Mirandés Real Sociedad Odegaard
Foto cortesía

Los goles de Oyarzabal y Odegaard le dieron el triunfo en la ida a la Real Sociedad

El sueño del Mirandés se mantiene, la Copa del Rey es el objetivo del equipo de segunda división y aún queda un partido para alcanzar la final. El corto resultado de 2-1 a favor de la Real Sociedad como local no fue suficiente para acabar con las ilusiones de su rival.

Un penal dudoso en el minuto nueve fue transformado en gol por Mikel Oyarzabal, abriendo la puerta a una posible goleada de su equipo, pero la historia fue muy diferente. Las acciones igualadas en el primer tiempo mantuvieron la expectativa hasta el empate del Mirandés.

Matheus fue el anotador del conjunto de segunda, colocando el empate y rompiendo un récord bastante admirable. El brasileño se convirtió en el primer jugador de divisiones inferiores en anotar a cuatro equipo de primera en la actual década.

A pesar de los esfuerzos del Mirandés, la calidad individual de la Real saldría a relucir para evitar el empate. Sería la estrella de los vascos, el noruego Martin Odegaard, quien convertiría el gol para la victoria en el minuto 42 tras un remate tapado por el portero y un posterior rebote transformado por el mediocampo.

La vuelta se disputará el próximo 4 de abril en el Estadio Municipal de Anduva, recinto donde el Mirandés eliminó a tres equipos de primera división en la actual Copa del Rey. Con resultados de 2-1, 3-1 y 4-2 respectivamente, el conjunto rojillo consiguió vencer a Celta de Vigo, Sevilla y Villarreal, ganándose el apodo de ‘matagigantes’. 

“Ataque violento en Maiquetía fue liderado por autoridades de Vargas”

Un «encuentro privado» en el Vaticano: el papa Francisco bendice la corrupción de Lula (análisis)