Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages
Mas

    Esta es la campaña admirable de Juan versus las metidas de pata de Nicolás

    Sólo comparable con el exitoso momento en Davos, al cierre de la semana habrá que guardar en disco duro la imagen de la Plaza, de la Puerta del Sol, del Ayuntamiento de Madrid. Esas que le quebraron la voz e hicieron pedir perdón al ingeniero de La Guaira, Juán Guaidó, a punto de achicharrarse con el calor humano de los venezolanos y los españoles, frente a quienes lamentó desde el alma no haber podido aún cumplir su misión de cambio en Venezuela, y frente a quienes afianzó su fe de que eso sucederá.

    La verdad sea dicha, que el menú de acciones políticas preparado para el mes de enero por el presidente interino, ha dejado a más de uno con los ojos claros y sin vista y, muy fundamentalmente, al régimen de Nicolás Maduro.

    Los eventos del 5 de enero, el golpe al parlamento con el vergonzoso episodio de una veintena de diputados comprados por dinero corrupto, le sirvieron a Guaidó en bandeja de plata buena ocasión de levantar popularidad interna por su valentía, compartida con sus fieles diputados, y externamente otro brillo que bien supo aprovechar, de inmediato.

    Desde hace una semana su periplo internacional, sus encuentros con presidentes, primeros ministros, cancilleres de países del primer mundo y de foros como la unión europea, le quitaron de la boca al régimen el sabor a cierto dulce que le ocasionaba ver a Guaidó impedido de llegar al Palacio Federal que legítimamente preside y casi confinado a sesionar con sus 100 leales en plazas públicas.

    El lunes 20  de enero tardó una eternidad Nicolás Maduro en reaccionar, e imagino yo los berrinches que agarró al reclamar cómo es que este muchacho se había ido así, como el agua entre las manos, a semejante desafío.

    Recibido con honores de jefe de Estado en el Palacio de Nariño en Bogotá, tras la reunión con el presidente Iván Duque se lanzó una sesión de trabajo con Mike Pompeo, Elliot Abrams y James Story, plana mayor del gobierno de Estados Unidos respecto de Venezuela.

    Fue un lunes de horror para Maduro, en la víspera de una cumbre antiterrorista que de nuevo metería el dedo en sus llagas, por los señalamientos de sus vínculos con organizaciones extremistas y criminales del mundo entero, incluyendo lo del albergue y cesión de territorio al Ejército de Liberación Nacional y las células reincidentes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia, FARC.

    Pesadilla para el régimen, en la que medio reaccionó Maduro el lunes por la noche, y ni siquiera mencionó a Guaidó, por “casi ni ignorarlo” como diría Cantinflas, y amagar con desafiar a Pompeo y su convicción de que pronto cambiarían las cosas en Venezuela. Pero le sobrevino un “autogarrotazo” como Chacumbele.

    Flanqueado por la bandera de Venezuela, nada nuevo, pero también por la bandera de Cuba, que mal, que mal; Maduro ha dicho que el embajador del régimen dictatorial con sede en La Habana, pasa a formar parte de su gabinete ministerial. Y lo trató de justificar como cosa normal y hasta legal.

    Eso no está escrito y me refiero a dos cosas: si se trata de un gobierno constitucional con todas las de la ley, la Constitución venezolana no comprende que el gabinete de ministros traiga a su seno a ningún embajador. Si se trata de un gobierno en entredicho y acusado nacional e internacionalmente de usurpación de funciones, entonces tampoco hay nada escrito en la carta magna venezolana que justifique aquello.

    Digamos entonces que es si acaso en la Constitución, en la estructura cerebral de Nicolás Maduro que eso es posible. Y por tratar humildemente de que todos comprendamos un poco a Nicolás, fue como un pataleo de muchacho malo y rebelde. Esto es sólo imaginación mía: que si Pompeo anda sentado con Guaidó, pues yo me sentaré siempre con el tipo que me envíe el régimen de Cuba.

    De fondo queda claro que cometió un error. Dio la razón a quienes lo señalan como pieza ejecutiva de La Habana para secuestrar a Venezuela y sus riquezas e impulsar que ocurra lo mismo en el resto de América Latina.

    Ahora, como los enviados de Vladimir Putín también andan alzados en Venezuela y denunciados hasta de vestir uniformes militares venezolanos, bastará esperar el momento en que también quiera Maduro llamar a su gabinete a un “stalinfministrov”, término parodiado en mi mente de cómo se llamaría a un ministro ruso.

    Tenía que llamar la atención Maduro, lo logró, pero jamás como para competir con la jugada maestra de la gira internacional de Juan Guaidó.

    Por cierto, que la oposición venezolana denunció esta semana que el canciller de Maduro, Jorge Arreaza, andaba también de gira, pero no con los figurones que encuentra a su paso el presidente interino, sino con líderes del Hezbolla. Si fue cierto, ¿también buscarán de allí a un nuevo miembro del gabinete?  Ya hasta da “cosita”, un tantito de solidaridad con los ministros venezolanos del señor Nicolás. Se van a quedar sin sillas. ¡¡Pobrecitos!!

    ¿De qué sirvió esta embarrada Maradona?

     Mientras el “muchacho de La Guaira” cosechaba  éxitos en su rimbombante gira mundial y luego de Maduro haber metido la pata con lo del embajador cubano, ¿podía ocurrírsele cosa mejor? Si. Llegó el pibe de oro, el crack argentino, el mismísimo Diego Armando. Le sacó sonrisas a Maduro al recibirlo. Maduro lo vio bonito, que se ve muy bien le dijo. ¿Qué qué te hiciste? Le preguntó.

    Otro tiro por la culata, porque Maradona no muere en Venezuela por estos días a causa de exceso de simpatizantes. Pero como quiera que nuestra selección de fútbol, la Vinotinto, anda ese día huérfana de director técnico, medio luce de inteligencia maligna eso de poner al pueblo a especular, mientras el adversario viajó a Londres y fue recibido tanto por el canciller como por el primer ministro de Inglaterra.

    Pero, ¿qué vino a hacer realmente Maradona? El balbuceador ex estrella de fútbol dijo que a brindarle apoyo político a Maduro, y ahí me puse yo a elucubrar:

    ¿Será que Maduro cree con suficiente entidad a Maradona como para que convenza al presidente argentino Alberto Fernández de que deje de estar diciendo que el Palacio de Miraflores en Caracas está ocupado por un tipo ahí todo violento y que no respeta los derechos humanos?

    ¿Será que Maduro iba a nombrar a Maradona como embajador de buena voluntad para que por el mundo defendiera su reinado en Venezuela? Eso me preocupa, porque de pronto la defensa de ese trono pudiera salírsele de control en medio de una trona, de esas, de esas que agarra.

    ¿Será que aunque los acompañantes del Peluza dijeron que nadie le había pedido que se encargara de la dirección técnica de la Vinotinto, iba Maduro a pedírselo por favorcito? Dios libre a la selección y a la afición, que lo que nos falta es que en los estadios no hubiera tantos vítores a los jugadores como mentadas insultantes al oportunista director, que de paso no es de cartel prometedor de algo bueno.

    O, lo que luciría peor, ¿será que estaban convenciendo a Maradona para que se incorporara al gabinete ministerial de Maduro? ¡Me opongo. Me opongo! Ya basta con lo de la bandera de Cuba. Inimaginable, que  ahora por el Diego colocaran una tela ahí también, con la hoja del cannabis por símbolo y bañada con trazas de estrellitas blancas, como polvo, como talco. No señor. A Maduro no le pueden hacer eso. Me opongo.

    La patada goleadora desde Argentina

    En ausencia de protagonismo de la señora Cristina de Kirchner, las luchas por la libertad y la democracia en el mundo hacen tener más esperanzas en el actual gobierno de Argentina, que en el de España.

    Pues cierto es que el presidente Alberto Fernández hace unas semanas retiró el reconocimiento de diplomática oficial a la embajadora enviada por Juan Guaidó, Elisa Trotta.

    Pero también es cierto que la señora Trotta no se ha quedado tranquila con ese arrebato, y tiene por qué no marcar un triste retiro. No ha sido sólo el presidente el que hace juicio crítico duro, al régimen de Maduro, También lo hacen sus aliados políticos, miembros de la nueva élite.

    Sergio Massa, excandidato presidencial, terminó corriendo en yunta con Alberto Fernández, aunque medio arisco con la Kirtchner. Pero al fin contribuyó con la derrota de Mauricio Macri el año pasado.

    No obstante, ¿saben qué sostiene Massa sobre el gobierno de Venezuela? Ahí les va, de cita textual y todo: “cuando hablamos de Venezuela, hablamos de un gobierno que no respeta las normas democráticas, que a lo largo de estos años ha perseguido opositores. Muchos jóvenes que eran estudiantes universitarios y han decidido participar en la política terminaron presos sólo por representar ideas distintas a las del gobierno de Venezuela. Está claro que el gobierno de Venezuela no cumple con las normas democráticas”.

    Muy bien por Sergio Massa, aunque incurrió en un olvido que puede doler mucho a la aspiración de justicia de los buenos, que somos mayoría en Venezuela. Y es que no sólo fueron presos los muchachos, sino que a muchos, los asesinaron.

    Elissa Trota espera que la cámara de diputados de Argentina, presidida ahora por Sergio Massa, la termine reconociendo como legítima representante de la Asamblea Nacional venezolana, que como el mundo sabe, es la presidida por Juan Guaidó.

    Es peleadora la señora Trotta. Qué buen ejemplo nos da. Porque no está exenta de amenazas por estos días, no del presidente Fernández, sino de expresiones de turbas trasnochadas y aún embriagadas de kirchnerismo.

    Lea también  Entérate cómo Berenice se convirtió en "La Bicha"

    ¿Por qué secuestraron a ese diputado?

    Esta semana tuvimos otro episodio grave de violación a los derechos humanos y a la inmunidad parlamentaria de un diputado, claro, del ejército lea al presidente Juan Guaidó.

    Ismael León es uno de los diputados de Caracas, y me consta su tremendo arraigo popular. Le dicen el diputado del pueblo. Se salió del lote de diputados que sesionaría en una plaza, lo agarró la tomba madurista y se lo llevó.

    Tras horas de secuestro en el Sebin, que es el Servicio Bolivariano de Inteligencia del régimen madurista, luego le dieron casa por cárcel. Igual quedó atropellado, aunque con mejor suerte que el diputado Gilbert Caro, por quien ya perdí la cuenta de las veces que se lo llevaron secuestrado, y aún, tras varias semanas del último ataque, sigue privado de libertad.

    ¿Y qué le pueden estar señalando a Ismael León? Quienes se lo llevaron tendrán su versión, pero a uno le viene a la memoria de inmediato la huella reciente de este luchador:

    Fue Ismael León quien denunció que estaba en marcha una operación bautizada como “alacrán” para comprar a diputados con bases morales gelatinosas y susceptibles de convertirse en corruptos por la oferta de unos realazos verdes, como se dice de quienes ahora se creen directivos de una asamblea nacional aceptada por el madurismo.

    Lea también  Crímenes contra derechos humanos empantanaron de nuevo al régimen en las Naciones Unidas

    Fue Ismael León quien además dijo que la financiación corrupta venía de la mano del ministro de Maduro, el ex vicepresidente Tarek El Aissami.

    Y también fue Ismael León quien sostuvo que desde hace seis meses o más, venía denunciando que había un mal proceder en la Comisión de Contraloría de la Asamblea Nacional, donde diputados que se decían opositores, estaban tapando casos graves de corrupción del régimen, especialmente en las importaciones de comida para las tristemente cajas Clap y los supermercados Clap.

    Es bueno recordar que fue a ese diputado al que se llevaron y ahora quieren tener encerrado en su casa. No incurramos en eso de que “las cosas por sabidas se callan y por calladas se olvidan”.

    Así está el horror de la represión política

    El Foro Penal publicó esta semana su informe sobre el estado de la represión política en Venezuela, y Caraota Digital ha titulado que el 50 por ciento de los detenidos por motivos políticos sufrió torturas en las cárceles del régimen.

    Entre enero y mayo del 2019, 50 personas fueron reportadas como asesinadas en medio de manifestaciones políticas convocadas por la oposición. Y durante todo ese año 2.219 fueron privadas de libertad de forma arbitraria.

    Ahora hay 388 presos políticos y 118 de ellos son militares. Hay 18 presas políticas.

    Agrega uno al trabajo del Foro Penal, a modo de pregunta: pero ¿cómo es que incluso conociendo el mundo de dos graves informes de la Alta Comisionada de los Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas, que condenan al régimen venezolano y sus órganos represivos en las calles y en las cárceles; no se ve que proceda nada distinto a favor de que resplandezca la justicia en Venezuela?

    Ya sé, me van a decir que los tiempos de la diplomacia son distintos a otros lapsos de espera. Pero es que llevamos ya demasiado tiempo viendo y sufriendo con el cómo se actúa tan criminalmente contra los venezolanos. Pero claro, se tratará de unas torturas, de unos asesinatos, de unas detenciones arbitrarias, tan diplomáticamente ejecutadas!!!! Que me perdonen los diplomáticos.

    Haces bien si sospechas del Presidente de España

    Hace rato que me hago la misma pregunta y la repito para que no se corra el riesgo de que se olvide el tema: ¿alguien ha oído hablar de nuevo sobre Hugo, el Pollo Carvajal?

    Me refiero al exdirector de inteligencia y contra inteligencia por más de diez años en el régimen chavo madurista. ¿Alguien sabe qué pasó con ese pollo del que no se vuelve a oír ni pío?

    Si, el mismo sujeto perseguido por haber  recibido la orden del jefe del régimen, de inundar con droga a Estados Unidos, y que es requerido en extradición por aquel país, habida cuenta de ese y otros casos de narcotráfico. ¿Dónde está?

    Con un poco de acrobacia asociativa, casi sería obligatorio ir a preguntarle al Presidente del gobierno español Pedro Sánchez y a su vicepresidente de gobierno, líder del partido Podemos, Pablo Iglesias.

    La negativa del señor Sánchez a recibir al presidente Juan Guaidó, siendo que fue reconocido por él en el año 2019, pronto cuece las habas del mal, por su pacto con un grupo de radicales que se imponen ya en aquel gobierno para amparar al totalitarismo en Venezuela y pronto en España.

    Hace dos meses y medio, el partido Vox de España, pidió investigar cómo era que la espectacular fuga del general Hugo (El pollo) Carvajal, podía haber sido una ofrenda del necesitado Pedro Sánchez a los vinculados con el chavomadurismo, miembros de Podemos. Porque Sánchez no encontraba ya como lograr constituir gobierno, y optó por este maridaje.

    Sumen al desprecio de Sánchez contra Guaidó el hecho de que su ministro de fomento se hubiera reunido con la vicepresidenta de Maduro, Delcy Rodríguez, quien violando las sanciones que le impiden estar en territorios de la Unión Europea, habría ido a verse con los alfiles del matrimonio Sánchez Iglesias. ¡Sumen!

    Está bien, que los opositores pidan explicaciones a su presidente allá en España, que posiblemente pueda merecer castigo por violar las sanciones de la Unión Europea contra las gentes de Maduro. Pero uno, desde aquí desde Venezuela, con tanto por estarse viendo, de la transfiguración, de lo camaleónico del señor Pedro Sánchez, puede tener el derecho de creer entonces que aquello que sonaba tan estrambótico, la denuncia del partido Vox, tiene asidero.

    Pregunta al Presidente Pedro Sánchez: Por pactar políticamente con su actual vicepresidente Pablo Iglesias. Por quizás ocultar lo que pudiera haber cantado el exjefe de inteligencia venezolano sobre la naturaleza de los vínculos entre el partido Podemos y el régimen imperante en Venezuela. Por eso y por cosas que quizás usted conozca y yo de seguro desconozco; podría ser tan amable de usar el tiempo que no le dispensa a Juan Guaidó, en responder si tuvo usted qué ver con la fuga del Pollo Carvajal.

    Ojalá el partido Vox retome esta cosa. Porque Sánchez si le huye a Guaidó, ¡qué carrizo me va a estar respondiendo a mi!

    A ver si puedes responder estas preguntas

    Aunque la gira internacional no concluye aún, de esta semana hay que destacar por sencilla y efectiva la intervención de Juan Guaidó en el Foro de Davos, Suiza.

    Que no dejen por fuera a Venezuela en sus planes por fomentar un mundo mejor. Que imaginen a Venezuela libre y democrática incluyéndolos a ustedes. Que por un mejor mundo, eso, vale la pena.

    La cosa es que estaba hablando frente a muy influyentes activistas y empresarios y mandatarios y representantes de corporaciones públicas y privadas de gran peso en el mundo. Y acudió a lo que se llama en comunicología “proxémica”. Supone uno que en un foro en el que hasta el más pintado viene a ver del cómo lograr un mundo mejor, pues su condición humana está a flor de piel. Entonces Guaidó le habló a esta gente, como se dice “de panas”.

    No se agrandó, más bien habló desde la sencillez de un muchacho de La Guaira. Quien le recomendó hacerlo así, a mi juicio, le dio tremendo consejo.

    Pero antes de Davos sostuvo una reunión con el representante para las relaciones exteriores de la Unión Europea, Joseph Borrell, ex canciller del presidente Pedro Sánchez y hasta hora una suerte de resbaloso y guabinoso político a la hora de calificar lo que ocurre en Venezuela y el rol que ejerce Juan Guaidó.

    Al grano, y seguramente más presionado por la “marramucia” del régimen venezolano, que hasta aplaudió por estos días que unos paramilitares hubieran estado a punto de asesinar a un grupo de diputados en el centro de Caracas, Joseph Borrell se manifestó abiertamente a favor de que si hubiera elecciones en Venezuela, deben ser presidenciales y con todas las garantías.

    Esperaremos no defraude Borrell. Que a instancias de la Unión Europea grite fuerte por el respeto a la solución definitiva de la crisis venezolana, que bien modela la solución de otras crisis, incluso la que se le pudiera venir encima a España si es que le siguen echando gasolina en los tanques a Pablo Iglesias y sus huestes.

    Después de todo, quedan servidas en el ambiente, dos grandes preguntas:

    1.- ¿Podrá regresar a Venezuela Juan Guaidó luego de esta gira internacional?, y si ingresa al país ¿podrá seguir en libertad? Maduro lo amenazó con eso de que la justicia tendrá que hacer con él lo que debe hacer.   Pero lo de las amenazas y lo de encararlas Guaidó ya ha pasado antes.

    Ahora la “afrenta a Maduro” ha sido mayor. Pero el señor Nicolás sabe que el viajero ha agarrado demasiado músculo con el perfil de sus apoyos. ¿Podrá regresar a seguir ejerciendo su presidencia interina y su presidencia de la Asamblea Nacional?

    2.- ¿Qué habrá querido decir realmente Donald Trump cuando respondió a la reportera de la cadena alemana de televisión, que  Venezuela va a estar bien y ya lo verán? Antes ha dicho cosas más fuertes y hasta amenazantes, pero ahora, ¿que hasta los alfiles maduristas andan nerviosos y amenazantes, habrá querido decir algo distinto el Presidente de Estados Unidos?

    Respondan ustedes.

    VALORA ESTE ARTICULO
    1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
    ( 0 votos, promedio: 0,00 de 5 )
    Cargando…
    - Publicidad-

    LO QUE ES TENDENCIA

    Nicolás Maduro: "En seis años perdimos el 99 % del volumen de ingreso en divisas"

    Nicolás Maduro afirmó este martes que en seis años, Venezuela perdió el 99 % del volumen de ingreso de divisas en el país debido...

    Sepa cómo fue alcanzada una persona por un cable de alta tensión en Mérida (+video)

    Una tragedia se registró este martes en horas de la tarde cuando el señor Eloy Briceño fue alcanzado por un cable de alta tensión,...

    Entérese que hacía este exfuncionario de la GN en Colombia cuando fue detenido por las autoridades

    Las fuerzas de seguridad de Colombia detuvieron a David José León, de 31 años, un sargento primero de la Guardia Nacional (GN). El venezolano...

    Senadores estadounidenses instan a la ONU a apoyar elecciones libres en Venezuela

    Los senadores estadounidenses, Marco Rubio y Ben Cardin, enviaron una carta al secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Antonio Guterres....

    Maduro solicitó formalmente a la ANC aprobar Ley Constitucional Antibloqueo

    Nicolás Maduro acudió este martes a la sede de la cuestionada Asamblea Nacional Constituyente (ANC) para solicitar formalmente un debate y aprobación del proyecto...
    - Publicidad-

    Artículos Relacionados

    Entérate cómo Berenice se convirtió en "La Bicha"

    Han pasado muchos años desde que La Bicha se hizo extremadamente popular por su espacio de chismes políticos y judiciales. Antes de llegar a...

    Crímenes contra derechos humanos empantanaron de nuevo al régimen en las Naciones Unidas

    Bielorusia, China, Corea Del Norte, Rusia, Nicaragua, son algunas de las poquísimas representaciones que en la Organización de las Naciones Unidas prestaron soporte al...

    Régimen "entre la espada y la pared" por nueva ola de protestas

    Desde el 25 de septiembre hasta esta hora, en Venezuela ha crecido una ola de manifestaciones populares pidiendo cambio, servicios públicos de inmediato y...

    Guaidó exige a ONU la responsabilidad de proteger DDHH de Venezuela

    En esta nueva entrega de Desclasificado, con el periodista Miguel Ángel Rodríguez, se resaltó el mensaje del presidente interino, Juan Guaidó, hacia los delegados...