Las Redes Echan Humo: Kim Kardashian podría ser la Primera Dama de EE.UU.2 min read

La mesa para debatir está servida. Nadie, en su sano juicio, podría haber pensado que Kim Kardashian tendría serias aspiraciones de vivir en La Casa Blanca.

Cuando en horas de la noche del pasado sábado, el rapero -pareja de Kardashian- Kanye West, dio a conocer que quiere ser candidato a la presidencia de los Estados Unidos, a cuatro meses de las elecciones y con un Elon Musk quien le ha prometido su voto… Todo, literalmente, puede pasar.

Con George Floyd, comenzó todo…

El brutal asesinato del afrodescendiente George Floyd, en Minnesota, fue la gota que ha rebasado el vaso para que en el territorio norteamericano se desatase la ira en forma de manifestaciones públicas en contra de la discriminación racial.

Se intuía que la elecciones presidenciales de Estados Unidos iban a ser bastante reñidas, pero con lo que nadie contaba, ni Donald Trump ni Joe Biden, era que Kanye West pudiese ser su rival con tan solo meses de acudir a las urnas.

«Ahora debemos hacer realidad la promesa de América confiando en Dios, unificando nuestra visión y construyendo un futuro. Me postulo a presidente de los Estados Unidos».

Estrategia publicitaria de West y Kim Kardashian o.. ¿La cosa va en serio?

No cabe la menor duda que, apenas West dijo semejante mensaje en las redes sociales, la tendencia mundial giraba en torno al artista y, sobre todo, hacia la persona de Kim Kardashian. Entre el asombro y sorpresa de los que no dan crédito a que el clan Kardashian y sus «garras» puedan ir a parar al despacho oval, el punto es que no es la primera vez que le hacen guiños a la política.

«Llegará el momento en que yo sea presidente de Estados Unidos y recordaré (…) a cada fundador que no tuvo la capacidad de entender lo que estábamos haciendo».