Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Por esta razón nadie quiere trabajar con James Franco, ni siquiera su mejor amigo

James Franco fue en su día el James Dean de su generación.De hecho, en uno de sus primeros papeles, Franco obtuvo una nominación al Emmy y ganó un Globo de Oro por interpretar a la leyenda de la pantalla de los años 50 en la película biográfica para televisión de 2001 James Dean, informó de New York Post.

Pero 20 años después, la estrella de 43 años ha pasado de ser un rompecorazones de Hollywood a un artista del desastre. Tras una serie de acusaciones de mala conducta sexual contra Franco, incluso su frecuente colaborador Seth Rogen ya no quiere trabajar con él.

Cuando se le preguntó si seguiría trabajando con Franco, Rogen -que coprotagonizó con Franco las películas Pineapple Express, de 2008, This Is the End, de 2013, y The Interview, de 2014- dijo al Sunday Times del Reino Unido que "la verdad es que no lo he hecho y no pienso hacerlo ahora mismo."

Los representantes de Franco no respondieron a las peticiones de The Post para comentar este artículo.

La caída de una estrella

Ha sido una larga caída para Franco, en una carrera que ha virado salvajemente desde los altos de conseguir una nominación al Oscar de Mejor Actor por 127 horas de 2010, a los bajos de su actuación de copresentador con Anne Hathaway, en los premios de la Academia 2011.

A lo largo del camino, el actor ha tomado más que su cuota de decisiones extrañas, incluyendo un papel recurrente en la telenovela Hospital General -interpretando a un personaje llamado Franco, nada menos- y una etapa como pintor que llevó al crítico de arte de la revista New York, Jerry Saltz, a escribir que "en este momento, George W. Bush es realmente un mejor artista que James Franco."

Además de ser guionista, Franco escribió un libro de relatos cortos, Palo Alto, que fue adaptado en una película de 2013 que protagonizó junto a Emma Roberts. No contento con dirigir meras películas, se dedicó incluso a la danza teatral. En un momento dado, se inscribió en varios programas de posgrado, incluido uno en Yale.

Tras conseguir su gran oportunidad en la serie de Judd Apatow Freaks and Geeks en 1999 -en la que coprotagonizó con Rogen-, Franco se convirtió en una estrella de cine certificada.

No sólo protagonizó éxitos de taquilla como Comer, rezar, amar, El planeta de los simios y tres películas de Spiderman, sino que también apareció en películas aclamadas por la crítica como Milk, Spring Breakers  y The Disaster Artist, por la que ganó un Globo de Oro al mejor actor.

Y como uno de los solteros más atractivos de Hollywood, Franco salió con actrices como Marla Sokoloff (la serie de televisión The Practice) y Ahna O'Reilly (The Help), así como con la modelo británica Agyness Deyn.

Relaciones de James Franco con una menor de edad

Pero las cosas empezaron a empañarse para este chico de oro en 2014, cuando, mientras protagonizaba De ratones y hombres en Broadway, se tomó un selfie con una chica de 17 años a la salida del teatro.

Tras pedirle que le "etiquetara" en Instagram, le envió un mensaje privado y le ofreció alquilar una habitación de hotel para ellos.

Luego, una vez que los DM se hicieron públicos, Rogen bromeó con Franco al respecto en su monólogo mientras presentaba Saturday Night Live:  "Decidí gastarle una broma a James Franco. Me hice pasar por una chica en Instagram y le dije que era muy joven. No pareció inmutarse. He quedado con él en el Ace Hotel".

Aunque admitió haber enviado un DM a la chica, Franco insistió en que era todo un "caballero" mientras se defendía ante Howard Stern: "No voy a los institutos en busca de citas. Salgo de mi trabajo y ellas van allí. . . . Y mira, mi base de fans son como chicas de 17 años".

Más acusaciones de “conducta inapropiada” en contra de James Franco

Cuatro años después, en 2018, Franco volvió a ser arrastrado tras ganar su Globo de Oro por "The Disaster Artist". Tras su victoria, la actriz Ally Sheedy, que trabajó con él en la obra de 2014 The Long Shrift, tuiteó entonces: "James Franco acaba de ganar. Por favor, nunca jamás me pregunten por qué dejé el negocio del cine/televisión" y "Ok, esperen. Adiós. Christian Slater y James Franco en una mesa en los Globos de Oro #MeToo".

Muchos seguidores tomaron los tuits de Sheedy para dar a entender que la estrella de The Breakfast Club estaba acusando a Franco de algún tipo de acoso o abuso sexual.

Y Sheedy no fue la única actriz que llamó la atención a Franco en los Globos 2018. Sarah Tither-Kaplan, una exalumna de la escuela de cine Studio 4 del actor, tuiteó: "Oye James Franco, bonito pin de Time’s Up en los Globos de Oro, ¿recuerdas hace unas semanas cuando me dijiste que el desnudo integral que me hiciste hacer en dos de tus películas por 100 dólares/día no era explotación porque firmé un contrato para hacerlo? El tiempo se acabó".

Por su parte, la actriz Violet Paley tuiteó: "Lindo broche Time’s Up, James Franco. ¿Recuerdas la vez que empujaste mi cabeza hacia abajo en un coche hacia tu pene expuesto y esa otra vez que le dijiste a mi amiga que fuera a tu hotel cuando tenía 17 años? ¿Después de que ya te hubieran pillado haciéndole eso a otra chica de 17 años?".

Después de que Franco le dijera a Stephen Colbert que las acusaciones "no son exactas", Tither-Kaplan, Paley y otras tres mujeres acusaron a la estrella de conducta sexual inapropiada en un informe del LA Times más tarde en enero de 2018. Las repercusiones fueron tan rápidas que al mes siguiente Vanity Fair hizo que Franco fuera eliminado digitalmente de su edición anual de Hollywood. 

Consecuencias legales para James Franco

Algunas de las mujeres del informe de Los Angeles Times pasaron a presentar una demanda por acoso sexual contra Franco en octubre de 2019. En febrero de 2021 se llegó a un acuerdo privado, aunque él mantuvo su inocencia.

Pero el mes pasado, Franco volvió a ser criticado por conducta sexual inapropiada, esta vez por la comediante Charlyne Yi, que publicó en Instagram: "Cuando traté de romper el contrato legal y dejar The Disaster Artist porque James Franco es un depredador sexual, [los productores, incluyendo a Rogen] trataron de sobornarme con un papel actoral más grande. Lloré y les dije que eso era exactamente lo contrario de lo que quería, que no me sentía segura trabajando con un depredador sexual".

Yi también mencionó el monólogo de Rogen en SNL, acusándolo de "permitir a Franco... Justo después de que pillaran a Franco".

Franco también ha sido acusado por su excoprotagonista de Freaks and Geeks, Busy Philipps. En sus memorias de 2018, This Will Only Hurt a Little, afirmó que Franco es un “bully” y una vez la agredió en el set.

Como parte del guión, se le ordenó que golpeara ligeramente a Franco en el pecho. Después, alegó que él estalló y la atacó: "Me agarró los dos brazos y me gritó en la cara: '¡No vuelvas a tocarme! ", escribió Philipps. "Y me tiró al suelo. De espaldas. El viento me dejó sin aliento".

¿El fin de la colaboración entre Rogen y Franco?

Ahora el viento se ha desvanecido en la carrera de Franco e incluso Rogen le ha abandonado. La última película en la que colaboraron fue The Disaster Artist, de 2017, y el comediante dijo al Sunday Times que "no es una coincidencia" que ambos ya no trabajen juntos después de las acusaciones.

"Lo que puedo decir es que desprecio el abuso y el acoso y nunca cubriría o encubriría las acciones de alguien que lo hace, o pondría a alguien a sabiendas en una situación en la que estuviera cerca de alguien así", dijo Rogen al Times, y agregó que lamenta su "terrible broma" en SNL.

"Puedo decir que, ya sabes, ha cambiado muchas cosas en nuestra relación y nuestra dinámica".

Fuente: New York Post.

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados