Exsacerdote francés confesó que abusaba de "cuatro a cinco niños" semanalmente

AFP

El exsacerdote francés, Bernard Preynat, juzgado por pederastia reconoció que durante veinte años abusó de "cuatro a cinco niños" por semana, confesión que dejó helado al tribunal. Un crimen ocultado por la iglesia.

"En la época, a mi entender no cometía agresiones sexuales sino que eran caricias, cariños. Estaba equivocado. Son las acusaciones de las víctimas las que me lo han hecho comprender", explicó Preynat, hoy de 74 años, acusado de haber cometido esos actos entre 1971 y 1991, cuando era capellán de los "boy-scouts" en una localidad cercana a Lyon.

Los infantes contaban para esa época entre 7 y 15 años de edad. Durante dos décadas, el padre Preynat era admirado por los padres de la diócesis, le confiaban sus hijos sin hacer preguntas, para excursiones dentro y fuera de Francia.

Sin embargo, en 2015 algunos de los ex "scouts" rompieron el silencio y acusaron ante la justicia a Preynat de tocarlos, besos en la boca y caricias recíprocas de tipo sexual a las que se vieron forzados.

Estos crímenes fueron ocultados por la Iglesia católica de Francia, lo que provocó la condena del cardenal Philippe Barbarin en marzo de 2019 a seis meses de su prisión condicional.

El cardenal fue condenado por no haber informado a la justicia los hechos y por haber mantenido al sacerdote en la diócesis hasta 2015, a pesar que Preynat ya había confesado sus crímenes antes sus superiores en 1991.

El excura, fue reducido al estado seglar durante el juicio canónico al que fue sometido durante el pasado verano boreal, puede ahora ser condenado a 10 años de prisión.

Guaidó

"El régimen es responsable": Gobierno de Guaidó tras allanamiento de Prepara Familia

vargas

Quinceañera sufrió un paro respiratorio durante ritual de espiritismo en Vargas