¿Hasta cuándo? Crisis de transporte se cobró vida de un joven que cayó de un bus en Naiguatá

Foto: Referencial

Una nueva tragedia sacudió a Vargas. La mañana de este martes 5 de noviembre la crisis del transporte se cobró la vida de Luis Miguel Yriarte Aponte, de 27 años.

Según testigos, el joven abordó una buseta que salió de Naiguatá con destino a Caribe, pero iba guindando en la puerta. Justo cuando el bus iba a la altura de El Tigrillo Yriarte perdió el equilibrio y cayó impactando contra una de las defensas.

Así lo relató Luis Yriarte, padre de la víctima, desde las afueras de la morgue de Pariata. “Mi hijo venía a hacer una diligencia, unas compras hacia Caribe, y recibí el llamado de que venía en un autobús. Al parecer, venía guindado y se cayó. Me acerqué al lugar, le estaban prestando los primeros auxilios. Lo trajimos hacia acá, hasta el Seguro de La Guaira y ahí murió”.

Yriarte, que era el mayor de tres hermanos y vivía en Pueblo Arriba, parroquia Naiguatá, presentó traumatismo severo en la cabeza y en la cara. Desde hace cuatro años trabajaba para el Ministerio de Educación como coordinador de la cocina de Cerro Colorado. Tenía sexto semestre de Turismo en la Misión Sucre.

“Lo que le gustaba era trabajar. De lunes a viernes lo hacía en la cocina para el ministerio, y los fines de semana preparaba hamburguesas en un local en el Club Puerto Azul. En los pocos ratos libres se dedicaba a la peluquería y a la decoración”, declaró consternado su padre.

Al ser consultado sobre la situación del transporte en Naiguatá, Yriarte la calificó como “mala, pésima. No pasa horas en la parada, pero la gente está como loca. Todo el mundo quiere montarse en el mismo autobús, andan como apuradas y los choferes que a veces ellos les dicen: ‘no se monten más, la gente no hace caso y pasa lo que pasa”.

Señaló que “desde que está la situación así primera vez que veo que pasa y por mala suerte me pasó fue a mí, a mi hijo”.

Contó que justamente este lunes él también viajó en el autobús donde perdió la vida su hijo. “Me tocó. En el mismo autobús yo iba guindado ayer. Este es el día a día del naiguatareño y de la gente que se monta en transporte”.

Yriarte es la segunda víctima fatal que deja la crisis del transporte en Vargas. El primero fue Juan Ángel Díaz Garcés, de 14 años, quien falleció el domingo 15 de abril de 2018 en la avenida La Playa, a la altura del autolavado VIP de Tanaguarena, en Caraballeda.

Díaz iba en la puerta del autobús lanzando billetes de 50 bolívares del cono monetario de ese momento, cuando cayó y fue aplastado por las ruedas traseras de la Encava.

Mientras que el 14 de noviembre del año pasado Génesis Ladera Aranguren (26) salió disparada de un camión 350, conocido como perrera, que prestaba servicio a Carayaca. Afortunadamente, solo presentó politraumatismo generalizado.

"El elegido" de Matrix a través del tiempo: antes y después de Keanu Reeves

«El elegido» de Matrix a través del tiempo: antes y después de Keanu Reeves

duarte

Franklyn Duarte: el régimen intenta confundir pero nosotros no hemos cambiado la ruta