Nepotismo: Fernández presentó su gabinete de ministros integrado por sus "amiguitos"

Fernández
Foto cortesía.

El presidente electo de Argentina, Alberto Fernández no carece de leales en la política y el anuncio de su gabinete este viernes, que contiene designaciones en las segundas líneas del Ejecutivo, en organismos del Estado y algunas bancas legislativas, comprende también el aporte de sus amigos en distintos cargos para el inicio de su gestión.

El equipo de Fernández, que asumirá el martes en Casa Rosada, tendrá como jefe de Gabinete a Santiago Cafiero, su mano derecha, un licenciado en Ciencias Políticas de 40 años y exembajador de Cristina Kirchner en el Vaticano.

Entre los ministeriables, eligió a Claudio Moroni para el Ministerio de Trabajo. De mucha cercanía, también es abogado egresado de la Universidad de Buenos Aires (UBA), publicó en una nota el portal web Clarín.

Moroni ya tiene experiencia en la administración pública porque ocupó la Sindicatura General de la Nación (Sigen) entre 2004 y 2007, con Néstor Kirchner como presidente y Fernández Jefe de Gabinete.

Martín Guzmán, de 37 años, fue escogido para el ministerio de Hacienda y Finanzas, un puesto clave ante la urgencia de enfrentar la deuda con el Fondo Monetario Internacional y con los bonistas, que totaliza 315.000 millones de dólares.

Colaborador en Nueva York del premio Nobel de Economía Joseph Stiglitz, días atrás Guzmán propuso postergar por dos años el pago de intereses de la deuda soberana, mediante un acuerdo con acreedores, y estirar los plazos de pago para el capital.

"Es una alegría que haya aceptado dejar Nueva York y volver a Buenos Aires. Deposito una enorme confianza en él. Es un hombre joven muy preparado. Ya llevamos varias semanas trabajando juntos", dijo Fernández al presentarlo este viernes.

El FMI otorgó a Argentina un crédito de 57.000 millones de dólares a tres años, pero Fernández desistirá de recibir el último tramo, aún pendiente, a cambio de que "dejen crecer" al país para sacar adelante una economía en recesión y con alta inflación, que acumuló 42,2% a octubre, reseñó la agencia de noticias AFP.

Director de un programa sobre reestructuración de deuda e investigador en la Universidad de Columbia, Guzmán es también profesor de macroeconomía en la Universidad de Buenos Aires.

Julio Vitobello, un dirigente histórico del peronismo porteño, es también abogado y ocupará la estratégica Secretaría General de la Presidencia. El funcionario que la preside tiene rango y jerarquía de ministro y sus funciones son las de suscribir y refrendar los decretos, mensajes y proyectos de ley originados en las secretarías del área presidencial.

Otro dirigente del PJ porteño con estrechos vínculos en el Poder Judicial será Juan Manuel Olmos, quien estará cerca del despacho presidencial y será el jefe de Asesores Presidenciales.

Al ministerio de la Producción irá Matías Kulfas, un profesor universitario de 47 años y uno de los referentes económicos de Fernández. Con experiencia en la gestión, centró su trabajo en programas de apoyo financiero para las pequeñas y medianas empresas.

El diputado peronista Felipe Solá, ingeniero agrónomo de larga trayectoria política pero neófito en diplomacia, será el canciller.

Fernández se refirió a él como "mi amigo de casi toda la vida" y dijo que lo escogió para que "exprese nuestra posición con lógicas políticas más que con lógicas diplomáticas" y se encargue del comercio exterior.

Exministro Orihuela culpa a la minería ilegal por repunte de malaria

Aprende cómo satisfacerla leyendo el "Sentir perverso de una mujer" por Luis Bracco