Trump decide enfrentarse al Congreso en medio de juicio político

Foto: Cortesía

La Casa Blanca declaró la guerra abierta este martes a la investigación de juicio político que adelanta la Cámara de Representantes contra el presidente Donald Trump, tachando el proceso de inconstitucional y negando toda cooperación futura.

El Ejecutivo «no va a participar en este ejercicio de teatro político partidista», afirmó el abogado de la Casa Blanca Pat Cipollone en una carta a la Cámara de Representantes, donde los demócratas son mayoría.

«Su investigación carece de una fundación constitucional, de cualquier pretensión de imparcialidad o incluso de la protección más elemental del debido proceso», indicó.

La presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, respondió con fuerza, calificando la carta de «manifiestamente equivocada».

«Es simplemente otro intento ilegal de esconder los hechos de los esfuerzos descarados de la administración Trump para presionar a gobiernos extranjeros para intervenir en las elecciones de 2020», dijo en un comunicado Pelosi, quien anunció en setiembre el inicio de la investigación para el juicio político.

Y apuntó directamente a Trump: «Señor presidente, no está por encima de la ley. Tendrá que rendir cuentas», dijo, advirtiendo que «nuevos esfuerzos de esconder la verdad del abuso de poder del presidente a los estadounidenses serán vistos como nueva evidencia de obstrucción».

Pero Trump y su círculo se resisten a colaborar, acusando a los demócratas de querer perjudicarles antes de las presidenciales de noviembre de 2020.

Al expresar su apoyo a la estrategia de confrontación de Donald Trump, Mitch McConnell, el líder de la mayoría republicana en el Senado, dijo que la Cámara «no había seguido los mismos procedimientos básicos que había respetado para todos los demás presidentes».

Cuidador de casa

Táchira: tanquetas custodian alcabalas en Ureña y aterrorizan a habitantes