Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

VP tras allanamiento: no intenten montar una olla porque somos demócratas

Tras el allanamiento a la sede de Voluntad Popular (VP) en Caracas, la dirección nacional, diputados y activistas del partido político reivindicaron su compromiso con la lucha pacífica y democrática para conquistar el cambio que permita a los venezolanos avanzar.

En este sentido, la diputada a la Asamblea Nacional (AN) y responsable del Comité para la Liberación de los Presos Políticos de la tolda naranja, Adriana Pichardo, advirtió que el régimen de Nicolás Maduro pretende montar una olla contra la organización y contra el coordinador nacional de activismo, Alexander Tirado, reseñó en una nota de prensa.

"El día viernes 15 irrumpieron en nuestra sede unos ciudadanos con actitud de malandros, amedrentando y robando a nuestros trabajadores. Actuaron de una manera despreciable, golpeando a nuestros activistas hombres y mujeres. Pretenden montar una olla contra "El Gato" de Aragua, pero en Voluntad Popular somos hombres y mujeres de bien, dispuestos a luchar en la calle hasta que cese la usurpación", dijo.

Pichardo condenó que el Ministerio Público (MP) no haya abierto una averiguación con respecto a este caso e informó que en las próximas horas el comisionado especial de Seguridad e Inteligencia, Iván Simonovis, ofrecerá un balance sobre la investigación del hecho.

Asimismo, el también comisionado para los DDHH y atención a las víctimas, Humberto Prado, realizará las gestiones necesarias para denunciar los atropellos en la sede de VP ante los organismos internacionales pertinentes.

"Enviaremos un expediente a la Comisión de DDHH de la ONU donde hay una investigación abierta sobre las persecuciones a este partido y enviaremos a la Alta Comisionada, Michelle Bachelet, los videos y las pruebas de estos delitos. Nuestro partido ha sido brutalmente perseguido desde que en el pasado año 2014", indicó.

A juicio de Alfredo Jimeno, coordinador de VP en el estado Miranda, el allanamiento a la sede de la tolda naranja buscaba amedrentar a los ciudadanos de cara a la movilización convocada por el presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó.

La abogada defensora de los DDHH, Ana Leonor Acosta, denunció que durante la irrupción a la sede se cometieron al menos 10 delitos contra los trabajadores y activistas que se encontraban en el lugar; entre los cuales destacó: daños y violación a la propiedad privada, robo, uso desproporcionado de la fuerza pública, amenazas, quebrantamiento de tratos internacionales, violación a los derechos humanos y de la mujer.

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados