Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Mató a su marido con agua hirviendo por abusar de sus hijos

Una mujer mató a su esposo con agua hirviendo por abusar de sus hijos.

Su hija le contó días antes que el hombre había abusado de ella y de su hermano cuando eran pequeños.

Aunque los hechos ocurrieron el 14 de julio del 2020 en Cheshire, una ciudad de Gran Bretaña, el juicio se celebró hace dos semanas y la noticia trascendió en las últimas horas.

Corinna Smith, de 59 años, tendrá que cumplir cadena perpetua.

Smith mató a su marido, Michael Bines, de 80 años, mientras estaba durmiendo.

Para los fiscales del caso, fue un crimen premeditado: tomó un recipiente, puso agua a hervir y agregó tres bolsas de azúcar para hacer una pasta de caramelo y, con esta mezcla, se dirigió hacia la habitación donde estaba su marido y le tiró el contenido hirviendo encima.

El hombre murió cinco semanas después

Baines sufrió quemaduras gravísimas y murió cinco semanas después en un hospital local.

El azúcar "hizo que el líquido fuera más viscoso, espeso y pegajoso, de modo que se quedaba en la piel y causaba un daño mayor", dijeron los fiscales durante el juicio.

La hija de Smith afirmó que Baines había abusado sexualmente de ella y de su hermano "durante muchos años cuando eran niños".

El hermano, Craig, se suicidó en 2007 y había sido encarcelado por agresión.

"La Corte de Chester, donde fue condenada la mujer a cadena perpetua"

Smith cumplirá un mínimo de 12 años en la cárcel antes de que pueda ser considerada para obtener libertad condicional.

Para la Justicia local, no se pudo demostrar la gravedad de las acusaciones de Smith hacia su esposo y, por lo tanto, se desestimó el recurso. También se rechazó otro recurso de Corinna Smith en el que decía que había sido un homicidio imprudente. 

La Justicia pudo comprobar que la mujer tardó 13 minutos en hervir el agua para quemar a su marido, lo que demuestra el plan premeditado.

"Tirar agua hirviendo sobre alguien cuando está dormido es absolutamente horrible. También mezclar tres bolsas de azúcar con el agua demostró la determinación que tenía de causar un daño grave", explicó el policía Paul Hughes, de la Policía Criminal de Cheshire.

"El caso de Valérie Bacot"

El caso de Corinna Smith recuerda al de Valérie Bacot, una mujer francesa a quien le pedían cadena perpetua por haber matado en 2016 a su marido de un tiro en la cabeza, quien la maltrató y agredió sexualmente toda su vida. La mujer recibió una pena leve y no quedó detenida.

Valérie Bacot asesinó a su marido quien había abusado de ella, la torturaba y obligaba a prostituirse.

Te podría interesar: Amenazó con tirar a su hijo de 3 años desde un piso 13 si su esposa no regresaba (+VIDEO)

La pena emitida evitará que vuelva a prisión, ya que el fallo impone cuatro años de cárcel, solo uno de ellos firme, tiempo que ya cumplió Bacot durante su detención preventiva.

La sentencia sigue así las recomendaciones de la propia fiscalía, que había solicitado “clemencia” para una mujer que afrontaba hasta la cadena perpetua, pero que era “claramente una víctima” y no una asesina, según destacó en su alegato final.

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en Línea
Ver todos los comentarios
Krol
Krol
2 meses hace

Violar y maltratar a sus hijos también es un acto criminal premeditado. El viejo sin duda merecía esa agonía.

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados

0
Me encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x