Universidad ecuatoriana hará prueba a venezolano que emigró en bicicleta con su familia

Foto/ Captura de pantalla

 

Las buenas noticias parecen llegar a la familia de venezolanos que emigró en bicicleta desde el Táchira y es que la Universidad Católica de Cuenca en Ecuador hará prueba al hijo mayor de la familia.

"Desviamos nuestra ruta original, iremos a la Universidad Católica a ver que oportunidad hay para Joseph mi hijo mayor; dependiendo de lo que salga mañana sabremos si seguimos adelante", contó en exclusiva para Caraota Digital, Joseph Escalona, médico tachirense que decidió emigrar en bicicleta con sus hijos.

El plan original de la familia es llegar a Buenos Aires (Argentina) sin embargo el padre, explicó que ahora todo está condicionado a lo que pueda ocurrir con la oportunidad académica de su hijo de 17 años, Joseph, quien aspira estudiar medicina.

De no concretarse su ingreso a la universidad ecuatoriana seguirán con su recorrido por la Troncal de la Costa para atravesar Ecuador rumbo al país sureño donde planean radicarse.

"Todo por mis hijos"

Durante la entrevista con Caraota Digital, Joseph Escalente contó sus razones para tomar una arriesgada decisión; pues junto a sus hijos de entre 17 y 9 años se mueve por toda la cordillera andina en bicicletas que acondicionaron antes de salir de Venezuela el pasado 29 de junio.

"El principal motivo fue por mis hijos, el mayor quiere entrar en la universidad a estudiar medicina" contó, sin embargo, no dejó por fuera el hecho de que el país atraviesa una crisis sin precedentes que tiene gran repercusión en la provincia.

Los Escalona se encuentran en Cuenca, Ecuador donde esperan por la entrevista para Joseph el hijo mayor. Foto/ Cortesía

"El sueldo no me alcanzaba para nada"- explicó- el médico general que está casado con otra galena especializada en cardiología general de adultos y quien se quedó en el país y que en la actualidad es la única que atiende a pacientes pediátricos en la capital tachirense; debido precisamente a que los otros especialistas han migrado.

Pese a ser formado para salvar vidas, Escalante reitera que "está dispuesto" a trabajar en lo que sea, siempre y cuando le den oportunidades de estudio a sus hijos en cualquiera de los países de la región donde haya una oportunidad.

La odisea de los Escalante 

El médico tomó la decisión sabiendo que sus hijos son deportistas de alto rendimiento dispuestos a pedalear hasta el sur, sin embargo, las circunstancias, como era de esperarse, han sido adversas en varios puntos de la travesía.

Desde las fallas en el tenedor de la bicicleta de su hijo de 9 años que obligó una parada de emergencia en Quito, hasta las ampollas en el pie que afectaron su salud fueron solo algunas de las preocupaciones que han tenido que enfrentar en el camino.

"Me preocupé mucho por él. Le dije que hasta aquí (Ecuador) tenía que andar duro para asegurar el viaje. Ahora le prometí que en adelante el viaje sería más relajado hasta llegar a Argentina", contó.

Los hijos de Joseph Escalona son deportistas de alto rendimiento, destacados en ciclismo, atletismo y maratonismo. Foto/ Cortesía

El recorrido ha sido rudo para los hombres Escalante. "Hicimos distancias de 1000 km, 125 km, 70 km con temperaturas mayor a 40 grados. Recorrimos 83 km, al final de ese camino llegamos de noche en medio de un aguacero, además aguantamos frío en Pamplona. Al final llegamos agotados a Quito donde además repararon las bicicletas dañadas", relató el padre de la familia.

Ellos aspiran regresar a Venezuela algún día, Joseph Escalante dijo que no haber tenido la responsabilidad de ser padre de una familia numerosa no hubiera emigrado, pero las circunstancias ganaron.

Pase lo que pase "queremos dejar el nombre de Venezuela en alto", finalizó el tachirense que como sus hijos se han formado como deportistas en disciplinas como ciclismo, maratón y atletismo. El futuro los espera.

Reportó: Deivy Garrido (Especial Argentina)
Texto: Christian G. Velasco

Cidh repudia actos de violencia contra personas trans en Honduras

Interferencias y Líneas mostrará lo mejor del arte plástico venezolano