Viacrucis sanitario: venezolanos huyen del régimen para intentar salvar su vida

"Si yo me hubiera quedado allí habría muerto, los médicos fueron muy tajantes: no va a haber medicinas”, relata William, un venezolano con VIH  el cual emigró hacia España para poder salvar su vida.

Debido a la escasez de medicamentos en el país, William temía por su salud, los médicos le dijeron que se fuera antes de desarrollar sida, la fase terminal de la enfermedad y le aconsejaron España como destino, reseñó la agencia de noticias internacional EFE.

“Algunos amigos también empezaron a marcharse, pero otros comenzaron a enfermarse y morir. Así de simple”, explica este venezolano de 60 años.

Antes de abandonar Venezuela, en mayo de 2018, William solo disponía de tres meses de tratamiento que una amiga enfermera le había conseguido de estraperlo en un Hospital Militar.

Venezuela llegó a ser líder en la región por poseer uno de los mejores programas públicos de entrega gratuita del tratamiento antirretroviral, pero la grave crisis que atraviesa ahora contrasta con la situación que vivía en los 90.

Desde entonces, las circunstancias han cambiado mucho para las 120.000 personas que viven con VIH en el país, de los que cerca de 8.000 se han visto obligados a emigrar en los últimos años.

A pesar de que llegó a España por azar, el país le resultó toda una revelación y más que haber viajado a otro lugar le pareció haberlo hecho en el tiempo.

“Para mí fue como pasar de La Edad de Piedra al siglo XXI”, afirma.

El venezolano nunca pensó en separarse de "las aguas turquesas del Caribe", su "auténtica pasión”, pero ahora dice tener claro que allá es imposible vivir.

“No tengo la intención de volver a Venezuela, quiero mucho a ese país, pero así como está la situación, no pienso regresar. Allí la vida humana no vale nada”, finalizó en la entrevista.

Militares del régimen se preparan para una intervención sin la orden directa de Maduro

Otro error de WhatsApp: permite manipular mensajes de otros usuarios