Rociaron ácido en un tobogán en EEUU, dos niños sufrieron quemaduras

Rociaron ácido en el tobogán de un parque infantil en EEUU, dos niños sufrieron quemaduras

Angel David Quintero
Por Angel David Quintero 2 Min de Lectura
2 Min de Lectura
niño

El domingo pasado, un hecho lamentable sacudió al parque Bliss Park en Longmeadow, Massachusetts. Dos niños, de uno y tres años de edad, sufrieron lesiones similares a quemaduras después de entrar en contacto con una sustancia química vertida en los toboganes. La sustancia resultó ser ácido muriático, un producto altamente corrosivo y peligroso.

La madre de los niños, Ashley Thielen, llevó a sus hijos al parque para disfrutar de una tarde de juegos, sin imaginar el peligro que les esperaba. La sustancia parecía agua de lluvia, y no fue hasta que su hijo menor empezó a llorar que descubrieron que algo estaba mal.

Las autoridades señalaron que lanzaron la sustancia intencionalmente. Los responsables serían vándalos que ingresaron a la sala de bombas de una piscina cercana. Los sospechosos siguen prófugos, pero podrían haber sufrido quemaduras por el contacto con la sustancia, informó CNN.

LEA TAMBIÉN: PADRE DE NIÑOS RESCATADOS EN LA SELVA COLOMBIANA ALERTÓ QUE DISIDENCIAS DE LAS FARC QUERÍAN RECLUTAR A SUS DOS HIJAS

Afortunadamente, los niños heridos fueron dados de alta del hospital y se encuentran en recuperación en casa. Sin embargo, las autoridades han tomado medidas de precaución y han cerrado temporalmente la zona afectada del parque infantil. Además, el Departamento de Bomberos de Longmeadow realizó una limpieza del lugar.

La Policía Estatal de Massachusetts está llevando a cabo una investigación exhaustiva, recopilando evidencia forense en la sala de bombas y en el parque infantil. Las autoridades han destacado que el incidente pudo haber tenido consecuencias mayores.

Este hecho es un recordatorio de la importancia de reportar cualquier actividad sospechosa o comportamiento inusual en lugares públicos, y de la necesidad de tomar medidas de precaución para mantener a los niños seguros mientras disfrutan de las actividades al aire libre.

Compartir este artículo