Bolívar es el estado del ensayo y error en planes fracasados frente a la crisis de gasolina

Colas por gasolina en Bolívar / foto cortesía

Desde que se inició la crisis de combustible en el estado Bolívar, el gobernador Justo Noguera Pietri ha implementado planes que lejos de resolver el problema, ha provocado mayor caos en la entidad y frustración en los conductores.

En lugar de resolver el problema de fondo, Noguera se enfocó en ordenar las colas y difundir audios en los que advirtió que no permitiría que nadie se coleara. Para ello, involucró a la Fuerza Armada, directores de gobernación y un supuesto personal de inteligencia, para detectar quiénes vendían puestos en cola y quiénes se beneficiaban de ello.

Esto funcionó a medias. Si bien en las pernoctas, la Guardia Nacional pasaba revista al menos dos veces, y ordenaba a los carros avanzar sin dejar puesto de por medio, a la hora de surtir, estos mismos funcionarios junto con los de las estaciones de servicio permitían el paso a quienes no estaban en cola.

Posteriormente vino la orden para los motorizados, de poder suministrar en un lapso de 45 minutos, en cualquiera de las estaciones de servicio en Ciudad Guayana, de 12:00 del mediodía a 12:45 p.m.

Ningún plan implementado a acabado con las colas, por el contrario, las ha incrementado

A ello sumó que funcionarios de instituciones del Estado, ambulancias y bomberos de empresas públicas, así como transportistas tendrían preferencia para abastecer en la E/S de la Base Aérea de Puerto Ordaz. Luego incluyeron a médicos, a través de un censo, cosa que ahora incumplen.

El último plan fue la de racionar según el terminal de placa del vehículo. Lunes, miércoles y viernes corresponde a números pares; mientras que martes, jueves y sábado a los impares.

El resultado: un caos total. Las estaciones registran dobles cola, una con los vehículos a los que les corresponde surtir ese día, y otra con los que deberán echar gasolina al día siguiente. Pasa también que en ambas colas hay conductores que no pudieron surtir el día que les correspondía y se quedaron pernoctando desde entonces.

Precisamente las pernoctas en cola fue otra orden fracasada. De 6:00 p.m. a 4:00 a.m., no se permitirían colas en las estaciones de servicio, pero los conductores hicieron caso omiso y lo seguirán haciendo, pues el fracaso de los planes de gobernación han incidido en que no llegan diariamente las cisternas a todas las estaciones de servicio, y en la mayoría solo abastecen un máximo de 30 litros por vehículo.

Estos planes se han aplicado solo en Caroní y Heres, pese a que la crisis de combustible se registra en toda la entidad. Mientras en estos municipios llegan a revender la gasolina a un dólar por litro; en El Callao, por ejemplo, 70 u 80 litros de gasolina cuesta hasta 8 gramas de oro, cada una valorada en más de Bs. 130.000.

En Gran Sabana, sale más barato cruzar la frontera y surtir en Pacaraima, Brasil, donde cada litro cuesta 4 reales, mientras que en Santa Elena de Uairén revenden el litro a 8 reales brasileros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La Mariposa: símbolo de destrucción, entre rituales religiosos y falta de mantenimiento

Monsanto

Envíos Monsanto y Farmatodo se unen para llevar las encomiendas por todo el país