CRISIS- Cuatro meses paralizados: gasolina y pandemia aniquilan el turismo en Mérida (+ video)2 min read

turismo en mérida

El turismo es uno de los sectores más afectados por la pandemia del coronavirus, en el estado Mérida ya son cuatro meses de agonía tanto para los empresarios como para las familias que durante años han vivido de esta actividad.

Alejandra Luna, vocera de la Cámara de Turismo, indicó que casi suman cuatro meses durante los cuales no han tenido ningún tipo de actividad económica, «para nosotros como empresarios y cabeza de hogar es una situación bastante compleja», explicó a Caraota Digital.

Detalló que de manera activa se están preparando para cuando llegue el momento de reiniciar actividades, razón por la cual varios prestadores de servicio se han reunido a fin de establecer protocolos de bioseguridad para la atención adecuada que deben brindar a los turistas.

«Hacemos un llamado al Gobierno nacional y regional, porque necesitamos sentarnos a coordinar las medidas para poder reactivar lo que serán las próximas temporadas turísticas», precisó Luna.

Agregó que los diferentes prestadores de servicio han tenido que reinventarse para producir dinero y sobrevivir a la crisis.

«Milagrosamente ninguna empresa ha cerrado, quizás porque tenemos la esperanza de que todo va a mejorar, los empresarios están haciendo un gran esfuerzo por mantener sus instalaciones en óptimas condiciones», dijo.

Lea también  Consecuencias: Estados Unidos suspende visa a Bernabé Gutiérrez

Alexis Altuve representante de la empresa Travel 2.0, expresó que es importante evaluar las medidas preventivas y sanitarias para reactivar el turismo de la forma correcta, con el propósito de proteger a los visitantes que lleguen al estado Mérida.

Mérida, destino turístico

Mérida durante años ha sido destino turístico por excelencia en Venezuela, sus paisajes, cultura, gastronomía, el clima, pero sobre todo la amabilidad de su gente la han posicionado muy bien.

Sin embargo, en los últimos años la crisis económica, y el constante deterioro de los servicios públicos han jugado en contra para que las visitas se vieran reducidas a gran escala.

Otro factor negativo es la escasez de gasolina, para muchos prestadores de servicio el detonante que más daño le ha hecho a esta actividad, que luego con la pandemia se paralizó por completo sin asomar una pronta reactivación.