Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

CRISIS - "La educación de Venezuela atraviesa el más miserable momento", denuncia el magisterio merideño

Exigieron respeto y reivindicaciones sociales para incorporarse a las actividades educativas del año 2020-2021.

Para el magisterio merideño, la educación en el país está atravesando el momento "más pobre y miserable" de la historia. Así lo expresó el profesor Luis Porras, presidente de la coalición sindical docente en el estado Mérida.

Informó a través de un comunicado las razones por las cuales los educadores no se van a incorporar a las actividades. Al menos hasta que le den respuesta a las exigencias hechas desde hace años; pues la contratación colectiva ha sido violada reiteradamente desde el 2018.

Porras, mencionó además la falta de equipos tecnológicos, salarios de hambre, el deterioro de los servicios básicos, entre otras penurias que deben soportar.

Por su parte Humberto Atencio secretario general de Sitraenseñanza, considera que el salario de un docente debería ser aproximado a los 600 dólares mensuales. Aunque el problema va más allá de los sueldos y se debe atacar la hiperinflación, que a su juicio, pulveriza cualquier incremento en las nóminas.

Precisó que si ajustan el sueldo y cancelan en bolívares lo equivalente a 600 dólares, a los pocos días un cartón de huevos costaría lo mismo y el queso también.

"Hay una política económica que está totalmente distorsionada, el problema es inflacionario y si no se ataca , nos seguiremos muriendo de hambre y de mengua".

Hablo el jefe de la Zona Educativa

Según Nelson Ruiz, jefe de la Zona Educativa en el estado Mérida, ningún asalariado en Venezuela tiene un sueldo ajustado a la realidad. "En este momento producto de la hiperinflación inducida y un país que ha sido bloqueado y acosado, podemos decir que ningún salario responde a las expectativas", expresó.

Sobre cuánto debería ser el pago mensual de un educador, no respondió cifra exacta; pero aclaró que debería ser un sueldo digno que garantice la movilidad del trabajador y su formación.

"Pero decimos, una nómina tan compleja como la del Ministerio de Educación que tiene más de 1.050.000 trabajadores; cualquier bolívar que pongas allí se multiplica, sea no es cualquier nómina".

Agregó Ruiz, que a los trabajadores del sector educativo los motiva la vocación y que no se deben paralizar las clases, para garantizar la educación de los niños.

"No puede ser que tú para garantizar el derecho a un mejor salario quieras parar nuestras escuelas y liceos", manifestó.

Mientras que algunos docentes consultados, aseguran que la vocación es indispensable, pero que nadie hace mercado con vocación.

Para los representantes del magisterio, se necesita solventar el problema económico que cada día hace más pobre a los trabajadores de la educación; malestar que es más agudo para los pensionados y jubilados quienes no tienen ni para comprar medicamentos y sufren los últimos días de vida.

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados