Irene Bosch, la científica venezolana que lucha contra el Covid-19

Foto: Referencial

Su nombre comenzó a aparecer en los grandes medios a propósito de la pandemia provocada por el coronavirus, Irene Bosch, es una bióloga venezolana que se especializa en epidemias y recordó recientemente el impacto que le generó enterarse del nuevo Covid-19.

«La magnitud de esta pandemia nadie la conoce, ni siquiera los científicos (…) Es horrible porque la historia se repite y pareciera que no aprendiéramos», dijo en entrevista para BBC Mundo desde Boston.

La experta en salud pública cree que la causa de «este tipo de desastres» es «el desmejoramiento de la sociedad global».

«¿De dónde vino esto? De que se han cortado los bosques, los murciélagos ya no podían vivir en donde solían hacerlo, se domesticó el murciélago hace unos 20 años o más y empezó a interactuar con el hombre y a penetrar en el ecosistema humano”, indica.

“El humano es el animal más destructor porque ha causado este tipo de trastornos ecológicos”.

Una prueba de diagnóstico

Bosch fundó junto al doctor Lee Gehrke, profesor de la Universidad de Harvard y del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT), y un pequeño grupo de científicos una startup que se dedica a hacer exámenes rápidos para detectar enfermedades infecciosas. Ya ha pasado un año y medio.

E25Bio había sido seleccionada por The Engine, el centro del MIT que patrocina y apoya emprendimientos que desarrollan tecnologías de punta.

Tras conocer el nuevo virus, Bosch y su equipo comenzaron una carrera contrarreloj en su laboratorio para desarrollar una prueba rápida de diagnóstico.

«No se puede sacar una vacuna en 30 días, pero sí se puede hacer un test rápido en 30 días», es una de las premisas de la experta.

Bosch, quien tiene dos doctorados de la Universidad de Harvard (biología molecular y medicina tropical), cuenta con una amplia experiencia en la investigación del dengue, el zika y el chikungunya.

No sólo se ha adentrado en Latinoamérica para entender esos virus, sino que los ha estudiado en los laboratorios de Harvard y del MIT, entre otros centros de investigación de Estados Unidos.

Pero crear una prueba para este nuevo coronavirus, que recién apareció y recién está siendo investigado, ha representado un desafío.

«Lo que hicimos fue usar a su primohermano, el SARS 2003, y nos dimos cuenta de que había reactivos muy buenos que se podían enganchar con mucha precisión al nuevo (virus). Rápidamente hicimos un tamizaje complejo que nos permitió escoger dos anticuerpos que tienen que trabajar mano a mano para agarrar al virus».

Comisión de Medios de la AN rechazó acciones violentas hacia la prensa desde inicio de la cuarentena (Comunicado)

Comisión de Medios de la AN rechazó acciones violentas hacia la prensa desde inicio de la cuarentena (Comunicado)

Paparoni advirtió que sector agroalimentario se encuentra en emergencia por falta de gasolina

Paparoni advirtió que sector agroalimentario se encuentra en emergencia por falta de gasolina