ITG cumplió un año de lucha sindical y social frente a la persecución del régimen 

Foto: Jhoalys Siverio

 

Hace un año nació la Intersectorial de Trabajadores de Guayana (ITG), en medio de protestas de empleados de todas las empresas básicas, luego de violentarse sus beneficios contractuales, a partir de la reconversión monetaria de Nicolás Maduro, que entró en vigencia el 20 de agosto de 2018.

Sus justos reclamos: salarios de acuerdo con la hoja de cálculo y tabulador de cada empresa, prestaciones sociales, utilidades, vacaciones, horas extras, horas de viaje, HCM, seguro funerario y otra decenas de beneficios contemplados en las contrataciones colectivas fueron prácticamente eliminados, y sus trabajadores llevados a la pobreza.

«Cumplimos un año desde que que comenzamos a defender y decirle al pueblo trabajador la situación que venía acarreando estos bandidos del Movimiento 21, la FBT y la Central Bolivariana, que lo que han hecho es  destruir y menoscabar las contrataciones colectivas que desde hace 40 años se venían mejorando», declaró Rolando Muñoz, trabajador de Bauxilum.

Ángel Brito, secretario de Finanzas del sindicato de profesionales de Venalum, señaló que en esta empresa 90 % de los trabajadores no está asistiendo y hoy se dedican al trabajo informal en los mercados, en las minas o vendiendo gasolina.

«Del resto, Venalum se dedica a pagar bonos quincenales a los que acuden a la empresa,al resto los discrimina no entregándoles la caja de alimentación y eso», señaló Brito.

Durante el acto aniversario también se recordó el caso de Rubén González, quien lleva casi un año preso en la cárcel La Pica.

«El tema de Rubén González no es un problema sindical, es una piedra en el zapato porque podía ser la mecha que enfrentara al gobierno en estos días», afirmó Jorge Machuca, uno de los abogados defensores de González.

Apagón

¡De nuevo! Usuarios reportan apagón en varios estados del país

Así reaccionó Oscar D' León al ver a J Balvin bailando 'llorarás'

Así reaccionó Oscar D’ León al ver a J Balvin bailando ‘llorarás’