Ni los muertos pueden descansar en paz: crisis en el Cementerio del Este

Caraota Digital se trasladó hasta el Cementerio del Este, en el municipio El Hatillo para confirmar los distintos reportes de usuarios en redes sociales sobre el hurto de lápidas, desde hace aproximadamente hace un año.

En el recorrido que hicimos se pudo constatar que en la mayoría de los sectores han sido robadas siete de cada diez lápidas de bronce y granito.

No solamente es el costo de las lápidas robadas lo que molesta a los familiares de los difuntos, cuyos restos reposan en el camposanto, sino el dolor que causa lo que se podría calificarse como  la profanación de las tumbas.

Descuido y alto costo

Por otra parte, ciudadanos entrevistados en el cementerio manifestaron su inconformidad con las escasas medidas de seguridad en el recinto y lo descuidado que se encuentra. Hay poca vigilancia, la grama está seca y la tierra  removida. La mayoría de las lapidas que no fueron robadas se encuentran rotas.

Y ni hablar del costo de los servicios que se fueron por las nubes, en esta Venezuela de la hiperinflación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Un Vargas, miles de Carujos

¡Corre! Esta será la mejor noche para observar a Júpiter y sus lunas