Pasando hambre y durmiendo en el piso: la terrible situación de los waraos en Brasil

Foto: EFE / Antonio Lacerda

Al menos 1.000 indios waraos viven en precarias condiciones en Brasil, cuya migración forzada los ha llevado a permanecer bajo la condición de refugiados.

Sin embargo, una cantidad importante pernocta en las calles esperando la posibilidad de ingresar a un sitio que les ofrezca techo y una hamaca donde puedan paliar el frío de la noche.

"Estamos hablando de aproximadamente 1.000 waraos que están distribuidos en Pacaraima, Boa Vista y Manaos. De la cifra, 200 waraos deambulan en las calles  porque no han podido ingresar a los refugios", informó este miércoles el activista por los derechos humanos y asesor de la ONG Provea, Marino Alvarado.

"La situación para alimentarse es bastante crítica. Ellos reciben apoyos del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados y de algunos entes, pero no es suficiente", lamentó Alvarado.

El asesor de Provea aseguró que las autoridades de Brasil "están haciendo un gran trabajo" para mantener unida a la comunidad.

Los indígenas constituyen parte importante del éxodo de los venezolanos en Brasil y fueron tal vez los primeros en llegar en masa a esa nación.

A pesar de la situación, luchan por mantener vivas sus costumbres y tradiciones, en los refugios duermen en hamacas, cocinan en hogueras de leña, confeccionan las artesanías y permiten que sus niños anden desnudos.