Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

El talento no es tan seguido

Por Tomás Lovera

Desde finales de la década del 50 comenzó a gestarse el género de música popular conocido como Pop. Se caracteriza por combinar varios géneros musicales tomando lo exitoso de cada uno. Sin duda el Pop ha ido mucho más allá de la música y ha formado una cultura creciente y empoderada por el teatro, la TV, el diseño, el internet y las redes sociales.

Un estudio actual de wearesocial.com y Hootsuite revela que las redes sociales cuentan con unos cuatro billones de usuarios, el 50% de la población mundial. Aquí encontramos una de las cuestiones polémicas de la actualidad: la disyuntiva talento vs. seguidores.

Entendiendo como talento, la capacidad que tiene una persona para desarrollar una habilidad, y como seguidor, a cada cuenta en redes sociales que sigue a otra, sabiendo que la mayoría de las más seguidas en redes sociales pertenecen a figuras públicas, me pregunto: ¿Es el talento de esta figura pública lo que le ha hecho triunfar y ganar millones de seguidores? La respuesta sería, en algunos casos sí.

Ciertamente existen grandes talentos que a su vez están entre las cuentas más seguidas en el mundo. Hay jóvenes cantantes como Ariana Grande y Bruno Mars y estrellas de fútbol como Cristiano Ronaldo y Lionel Messi. Pero hay una gran cantidad de personas que no representan el más elevado talento en su ámbito de trabajo, con cuentas que poseen millones de seguidores. Sus publicaciones tienen que ver con éxito, prestigio, dinero y fama como podemos encontrar en las cuentas de Kim Kardashian o Gianluca Vacchi.

Daniel Day-Lewis, actor inglés con 3 premios Oscar como actor principal, el único actor vivo con este récord. Day-Lewis no posee cuentas conocidas en redes sociales.

El actor Dwayne Johnson, mejor conocido como The Rock, pasa los 250 millones de seguidores en Instagram, siendo la tercera cuenta más seguida en el mundo. Johnson no posee premios o nominaciones de La Academia.

La inmediatez y el acceso a la información que ofrecen el internet y las redes sociales, junto con la perseverancia y la necesidad de cumplir una meta, es otra fórmula que pudiera ser aplicada para convertirse en figura pública.

El mundo de hoy nos está mostrando que es posible ser cantante, pintor o comediante con muy poco talento. Un tributo a la mediocridad. Tal vez estemos enfrentando una situación similar a la que expone Ortega y Gasset en La rebelión de las masas. Espero de nuevo esa época donde el primer requisito para ser artista fue poseer talento.

@tomacitooo

Caraota Digital no se hace responsable por las opiniones, calificaciones y conceptos emitidos en las columnas de opinión publicadas en este medio.

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en Línea
Ver todos los comentarios

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados

0
Me encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x