Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

¿Por qué solemos abandonar nuestros planes alimenticios?

Por María Laura García 

Con sólo escuchar la palabra dieta a muchos nos invade la ansiedad, el fastidio y/o la tristeza. En mi humilde opinión, he allí uno de los primeros problemas, el usar mal la palabra “dieta” y ver la alimentación saludable como una restricción alimenticia porque nosotros los seres humanos somos reactivos a las imposiciones y eso, de no poder comer lo que deseamos en cualquier momento, no es del agrado de nadie.

Yo nunca he creído en las dietas, yo me inclino por la nutrición balanceada, sana y en las cantidades proporcionales a las necesidades individuales de cada quien.

Ahora bien, ¿es esto sencillo? Pues no, claro que no. Ya que en un mundo en el cual hay tantas delicias, muchas más que solo pollo, brócoli, avena y manzanas, por solo mencionar algunos buenos alimentos, no es nada fácil superar las tentaciones de la bollería, los embutidos, los snacks, etc.

Llegados a este punto siempre nos encontraremos con ese amigo o pareja que destape su pote de “pringles” y nos ofrezca tomar algunos con insistente “cariño” y nos toque decidir, si ceder ante la tentación o mantener nuestro plan de alimentarnos sanamente.

Siempre habrá “razones” para no hacer lo correcto…

En general, los que no somos capaces de respetar una dieta que, me gusta más denominarla “plan nutricional”, somos auténticas máquinas de generar excusas para auto convencernos de que ha sido correcto saltárnosla.

Por tanto, para derribar o acabar con esa capacidad de justificarnos, te voy a mencionar las excusas más comunes que nos ponemos para salirnos del régimen y que tengas la manera de adelantarte o anticiparte para no sucumbir.

Excusas comunes…

  1.  Estoy cansado, por consiguiente, si me como unas galletitas, que tengo en la gaveta o la lacena, podré terminar de trabajar ganando energía. Si, la azúcar ayuda, porque dispara nuestro nivel de glucosa o energía en sangre, pero esto significa que, al igual que ha subido, se desplomará más tarde dejándote igual de agotado ​​y de mal humor. Lo idóneo, es elegir snacks saludables, por ejemplo, 6 almendras o alguna pieza de fruta.
  2. Como me he portado muy bien, la última semana, me merezco un premio. Si te comes ese “premio” te alejarás de tu objetivo por lo que después de haberlo engullido seguramente te sentirás deprimido, débil y fuera de control. Mejor aprende a decir que no.
  3. Solo una vez no hace daño. Saca cuentas como yo suelo hacerlo: si corriendo 10 kilómetros o haciendo 45 de spinning quemo únicamente unas 500 calorías, y un chocolate tiene alrededor de 450 calorías o un paquete de papas fritas tiene 200 ¿vale la pena dejarme tentar? Estoy segura que si comienzas a sacar la cuenta de lo que suma cada cosa que te comes, te arrepentirás y no te dejarás seducir por ese tipo de transgresiones. La teoría es buena y las matemáticas mucho más… Entonces que harás, ¿la maratón de Nueva York para compensar el exceso de calorías? Por tanto, hazte un favor a ti mismo y cambia de excusa.
  4. Estás cansado y no tienes ganas de cocinar, por tanto, deseas encargar y comerte cualquier cosa calórica. Para evitar esto, déjate la cena preparada con antelación o cómprate una ensalada ya preparada, es decir, pide algo saludable.
  5. Apenas comí hace una hora y tengo hambre. Ten en cuenta que, este tipo de hambre no justificada no mata a nadie. Es mejor sentirse incómodo por un ratito, toma agua, café caliente sin azúcar o alguna infusión y espera a que sea el momento de la próxima comida.
  6. Has tenido un día horrible y sientes que comiendo algo rico mitigaras tu rabia, estrés o ansiedad. Te pregunto: ¿has tenido un mal día y encima deseas comer alimentos poco saludables? ¿Te vas a perjudicar más? Evitar pasar un mal día no está en tus manos pero lo que si puedes controlar es lo que introduces en tu boca. Deber estar consciente de que lo que te impulsa a comer es una mala emoción. Si buscas sentirte mejor come solo cuando tengas hambre de verdad.
  7. Estoy alegre, me acaban de dar la mejor noticia de mi vida, voy a celebrar comiendo y bebiendo. Ese es otro tipo de situación en el cual la emoción influye en tu alimentación. Ahora bien, ten en cuenta que solo cuando llegues al peso deseado, esa si será una buena razón para celebrar.
  8. No debo botar o desperdiciar la comida. “Si no lo tienes en casa no lo comes” así que no compres lo que no puedes comer, ni lleves a tu nevera o despensa cantidades que no se ajusten a tu bolsillo o a las personas que están en casa. Si te duele botar la comida, que es algo que jamás se debe hacer, entonces regálala, pero no te la comas.
  9. Los demás comen lo que desean. Cuando sientas o pienses en eso, dite a ti mismo, que eso es así porque tu te quieres, te cuidas y seguramente con el tiempo tu estarás sano y esos que comen cualquier cosa pues no lo estarán.
  10. No importa salirme hoy, porque mañana inicio de nuevo mi dieta o “plan”. Errar es de humanos y después de caer ciertamente nos podemos levantar, pero dite lo siguiente ante la tentación: “Más vale prevenir que curar o lamentar”; así siempre podrás evitar situaciones que pongan en peligro tu compromiso. Te lo digo por experiencia propia: cada vez que fallo me siento peor y más débil; y pienso o siento que nunca lo conseguiré por eso trato de no caer.

En conclusión…

El mañana no siempre existe, lo verdaderamente tangible es el hoy. Debemos de ocuparnos de nuestro cuerpo y su salud, es decir, de nuestro bienestar psicológico y físico, en el momento.

La próxima vez que quieras pecar, recuerda la sensación de éxito que sientes cuando no caes en la tentación y compárala con el cómo te sientes cuando caes.

REDES:
Instagram: @ATuSalud
YouTube: ATuSaludconMariaLauraGarcia
Facebook: ATuSaludEnLinea
Twitter: ATuSaludEnLinea

Caraota Digital no se hace responsable por las opiniones, calificaciones y conceptos emitidos en las columnas de opinión publicadas en este medio.

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en Línea
Ver todos los comentarios

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados

0
Me encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x