Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Enfócate en mejorar tu cuerpo estableciéndote metas reales

Por María Laura García 

Estos tiempos que nos están tocando vivir, podemos aprovecharlos como una oportunidad para aprender a generarnos expectativas ajustadas a la realidad.

Las redes sociales nos muestran, casi siempre, imágenes de personas que exhiben lo mejor de su realidad e incluso su aspecto más generoso, y aquellos que incluso viven o perciben ingresos de estos espacios, solo nos dejan ver su mejor aspecto físico o lo más bondadoso de sus vidas.

Puedo incluirme en ese nicho, por eso, debes entender que no está mal seguir“modelos” para lograr tu mejor versión, pero haciéndolo desde la realidad y no mortificándote o afanándote tratando de pretender tener aquello que los “vendedores de humo” tratan de hacerte llegar como su única realidad. Que puedes “accionar” para parecerte si, es válido, pero esa es la palabra clave, TRABAJAR DURO, para obtener algo similar, es decir, manejarte desde aquello que los especialistas han denominado un OPTIMISMO REAL y no tóxico o enfermizo.

Al pasearte por las redes sociales, siempre sospecha o asume, que hay muchas verdades NO contadas y que pueden ser tan iguales a las tuyas. La perfección no existe, el 99%, de las personas tiene “cauchitos” o “celulitis” que ocultar … arrugas u ojeras que disimular. Y lo peor, demasiadas carencias, tristezas, frustraciones o demonios que tapar.

Cuando hagas ejercicios no pienses en parecerte a la chica o el chico de las redes, ni en eso de que, con planes de un mes, lograrás esos cambios asombrosos que vez en las redes, porque o son el resultado de un trabajo de meses, es decir, dietas o rutinas extenuantes; o fueron logrados con intervenciones quirúrgicas o brebajes especiales, pero por arte de magia y en pocos días: ¡NUNCA! La otra razón, que es el denominador común en la mayoría de los casos en los cuales observamos “casi” la perfección, es la genética y dichos casos están dentro de ese 1% que mencioné al principio.

Mi recomendación, porque es algo que he aplicado, de 10 años para acá, si te ejercitas, hazlo por tu bienestar, por tu salud física y mental, no te establezcas metas que no se ajusten a lo real, por razones de tiempo y condición corporal natural.

Y si deseas ir un poco más allá, entonces tendrás que dar más, es decir, alimentarte de manera estricta y hacer rutinas específicamente diseñadas para alcanzar, algún día, verte similar a esa foto que seguramente tiene más retoques que lo que un cirujano realiza en una sola intervención quirúrgica.

La conclusión es …

Constantemente aparecen en Internet transformaciones físicas increíbles, donde vemos personas muy delgadas o con sobrepeso y que en el transcurso de unos pocos meses o incluso semanas logran un cuerpo espectacular que a la mayoría nos gustaría ostentar, también es muy común ver transformaciones físicas de actores famosos que exhiben un cambio radical para interpretar un papel en alguna película.

Ciertamente, estas transformaciones motivan bastante y muchos queremos también tener esos resultados y lo primero que nos preguntamos es, qué programa, rutina o dieta debemos procurarnos para lograr ese cuerpo, pero desafortunadamente la mayoría de transformaciones que más nos impactan no son 100% naturales.

Por tanto, si deseas tener un cuerpo particular, considera que no es posible de forma natural y en el caso de que lo sea, no se puede conseguir en periodos de tiempo tan cortos.

Cuando veas una transformación física en Internet considera que:

  •  Muchas de las fotos que vemos no son de personas 100% naturales.
  • La mayoría de fotos de modelos son retocadas con photoshop.
  • Bastantes de los que suben fotos en las redes sociales, lo hacen después de un entrenamiento, por lo cual los músculos están congestionados y con un mayor volumen.
  • Esos cuerpos de modelos en redes difícilmente puede sostenerse durante todo el año ya que tienen en un porcentaje de grasa corporal, en los mínimos, que no es saludable. Generalmente llegan a ese punto para una sesión de fotos y después de eso retornan a unos niveles de grasa más normales.
  • La foto que ves publicada en las redes es 1 de 100, es decir, tomaron alrededor de 100 fotos (¡jajajaja!) y suben indiscutiblemente la mejor e incluso, si pueden, hasta la retocan.

Mi consejo es que NO TE COMPARES CON NADIE, y se feliz contigo. Solo lucha por tu mejor versión. Lo mejor y más sano emocionalmente, es tener expectativas realistas y marcarte una meta a largo plazo para tener resultados de alcanzables y ciertos.

Si es factible tener el cuerpo que deseas, pero pon los pies en la tierra, para lograr este objetivo naturalmente. No lo olvides, hay que trabajar y ese esfuerzo toma tiempo.

Sabiendo esto podrás marcarte una meta más realista a corto y largo plazo, recuerda que no todos los cuerpos responden igual a la alimentación y la actividad física, aprende a conocer tu cuerpo y ponte metas con base en ello y nunca te compares con nadie.

REDES:
Instagram: @ATuSalud
YouTube: ATuSaludconMariaLauraGarcia
Facebook: ATuSaludEnLinea
Twitter: ATuSaludEnLinea

Caraota Digital no se hace responsable por las opiniones, calificaciones y conceptos emitidos en las columnas de opinión publicadas en este medio.

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados