Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

¡La prudencia del silencio!

¿Sabes cuándo es mejor callar que hablar?

Por María Laura García

La clave para saber manejar nuestros silencios y palabras está en la inteligencia emocional, la madurez más la experiencia son esos haberes que harán posible esa habilidad producto de las vivencias y lo aprendido en casa.

Tener claro cuando es mejor quedarse callado es lo que definitivamente marcará la diferencia en nuestras relaciones interpersonales, ya que, sin duda, nos ahorraremos problemas innecesarios.

Según los estudiosos y expertos, una conversación está compuesta 35% de la expresión verbal y más de un 65% de la comunicación no verbal; en consecuencia, comprender la importancia de los silencios y el poder de la palabra, es esencial para poder expresarnos de forma clara y concreta.

Sin embargo, a pesar, que muchos habrán escuchado, alguna vez en la vida, que “uno es esclavo de lo que dice y dueño lo que calla” o al revés, es común ver a personas que siempre están a la defensiva y responden de manera muy visceral, incluso a una simple pregunta o a un comentario soltado “al vuelo” y sin mala intención.

Lastimosamente, convivo con muchos seres así, tanto que prefiero vivir en silencio para no ser una víctima permanente de los monstruos que reinan en sus cabezas y corazones. Ahora bien, en esos momentos, en los cuales surge esa parte voraz de algunos, lo mejor o más sabio es quedarse callado, y lo es más aún; no tomarnos lo sucedido o sus reacciones en términos personales. Así no te llenarás de rabia u rencor, sentimientos que solo enferman.

Repito, casi siempre, es mejor, ya sea en casa o en el trabajo, quedarse callado y dejar que la marea baje. Pero llegar a esa madurez que nos permite no dejarnos llevar fácilmente por los arrebatos del otro, requiere de haber aprendido diversas herramientas para gestionar la molestia.

Ten en cuenta, que un silencio ante una discusión, te ahorrará los problemas que ocasiona la efervescencia de la ira que nos expone a ser hirientes o a arrepentirnos. “Procura que tus palabras sean tan bellas como tus silencios” (Jodorowsky).

¿Siempre nos debemos quedar callados?

A ver, la idea es hablar cuando sea mas oportuno o cuando los ánimos, nos permitan ser escuchados como corresponde. Debemos entender que solo hay que aprender a guardar silencio bajo ciertos contextos, porque conversar siempre es necesario para aclarar y llegar a acuerdos de convivencia. Saber interpretar las circunstancias es la clave de la comunicación asertiva.

Un reclamo a tiempo siempre será mejor para evitar enredos futuros, ya que, si nos guardamos aquello que no nos agrada será imposible que las cosas mejoren. A su vez que, si cometemos un error siempre tenemos que reconocerlo y no quedarnos callados, de lo contrario, estaremos perdiendo mucho más.

Si te callas ¿Qué ocurre?

Considera que los silencios también tienen valor y comunican. La clave está, por tanto, en tener la intuición de saber cuándo es el momento indicado para no emitir palabra. Para mí, el silencio y la palabra son igual de importantes.

Por ejemplo, si no te expresas de manera adecuada y en el momento oportuno, tarde o temprano todo puede estallar en un ataque de ira, pero además puedes vivir frustrado por no poder o saber expresar tus emociones, las cuales son tan válidas como las de los demás. Incluso, tu autoestima puede ir decayendo sin que lo notes, al perder conciencia del peso o valor que puede tener tu opinión.

Incluso, si permaneces callado en la mayoría de las situaciones puedes crear o generar una matriz de opinión equivocada de tu persona y una comunicación deficiente con tu entorno.

Finalmente…

El crecimiento emocional se basa, sustancialmente, en lograr esa experiencia que te permita ser oportuno y sabio con tu lenguaje más las maneras de comunicar.

REDES:
Instagram: @ATuSalud
YouTube: ATuSaludconMariaLauraGarcia
Facebook: ATuSaludEnLinea
Twitter: ATuSaludEnLinea

Caraota Digital no se hace responsable por las opiniones, calificaciones y conceptos emitidos en las columnas de opinión publicadas en este medio.

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados