Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Los misterios en una infección recurrente

Por el Dr. Ricardo Soto-Rosa

Margarita Angarita era madre de unos inquietos morochos, que no le daban tregua ni de noche ni de día, a veces pensaba que tenían un acuerdo privado entre ellos para turnarse su atención.

Desde hace ya unos dos años, que Margarita estaba presentando infecciones urinarias con mucha frecuencia, por lo que desesperada le advirtió a su esposo Rubén que si llegaba a descubrir que el origen de su dolencia era alguna vagabundería de él, no se lo perdonaría jamás.

Su ginecólogo ya no sabía que más hacer con Margarita, por lo que decidió pedir evaluación con el Dr. Jiménez, reconocido urólogo de mucha experiencia quien al examinarla se percató de la presencia de un bulto en las cercanías del orificio vaginal y al hacerle presión salió un material purulento y mal oliente por el conducto uretral.

El Dr. Jiménez practicó otros estudios complementarios y citó a Margarita la semana siguiente para que fuera acompañada de su esposo Rubén comunicándole que la conclusión de sus evaluaciones era que las infecciones estaban relacionada con la presencia de “un divertículo uretral” que necesitaba una operación.

Las infecciones urinarias a repetición, es uno de los motivos más frecuente de consulta urológica femenina. Estas pacientes son muchas veces referidas por el ginecólogo, quien después de recetar distintos tratamientos sin lograr erradicar las infecciones, deciden derivar el caso al servicio de urología.

La uretra es el conducto que lleva la orina desde la vejiga hasta el exterior de nuestro cuerpo. En el caso de la mujer, se abre en la región vulvar, muy cerca del orificio vaginal. La uretra femenina tiene una longitud de tres a cuatro centímetros y un diámetro de unos 7 mm. El punto más estrecho de la uretra es el orificio por donde se abre al exterior, denominado el meato.

La uretra está constituida por varias capas, la más interna de ellas en contacto con la orina, se denomina la mucosa. Esta capa mucosa está envuelta a su vez, por dos capas musculares las cuales son más gruesas en la primera parte de la uretra y constituyen el esfínter de la uretra, es decir el anillo muscular que cuando de cierra no deja salir a la orina.

La uretra corre paralela a la vagina, con la que está en intima vecindad separada por un tabique de fibras y músculo.

Cuando un segmento de mucosa de la uretra, se va saliendo a través de las capas musculares, se va formando una especie de saco donde se acumulan residuos de la orina, los cuales son caldo de cultivo para el crecimiento y la proliferación bacteriana. Este saco se denomina divertículo.

El divertículo de la uretra se llena y vacía constantemente, por lo que se puede apreciar como una tumoración esférica que aparece en el interior del primer segmento de la vagina, de consistencia blanda, a veces doloroso, que al ser presionado drena su contenido purulento a través de la uretra.

El divertículo uretral es una fuente oculta de infecciones urinarias frecuentes que para lograr erradicar, deberá ser eliminado con una cirugía donde se reseca el divertículo y se cierra la comunicación del mismo con la uretra.

Margarita ya operada tomo la mano de Rubén y pidió disculpa por sus sospechas de hace unas semanas, Rubén la abrazó y le manifestó lo feliz que estaba de verla recuperada.

Si tienes más dudas, te invito a visitar www.medicosvenezolanosonline.com y mis redes Twitter/Instagram como @drsotorosa.

Caraota Digital no se hace responsable por las opiniones, calificaciones y conceptos emitidos en las columnas de opinión publicadas en este medio.

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en Línea
Ver todos los comentarios

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados

0
Me encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x