Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Demuelen mansión que perteneció al polémico magnate Jeffrey Epstein

Reducida a escombros. Así quedó la mansión que Jeffrey Epstein llegó a tener en un exclusivo sector del condado de Palm Beach, al sur de la Florida.

El magnate de las finanzas, quien se suicidó en agosto de 2019, dentro de la celda de una prisión de Manhattan, en Nueva York, esperaba su condena por tráfico sexual de menores.

De acuerdo con las acusaciones, el multimillonario estaba a la cabeza de una red de trata de blancas, que organizaba encuentros de niñas y adolescentes con exclusivos “clientes”.

Entre esas personalidades se encontrarían figuras de poder e influencia como el expresidente de los Estados Unidos, Bill Clinton, y el príncipe Andrés, uno de los hijos de la reina Isabel II de Inglaterra.

Los señalamientos indican que varios de esos encuentros ocurrieron en la vivienda que fue comprada por Epstein en 1990.

Esa residencia fue adquirida en marzo de este año por Todd Michael Glaser, un empresario del mundo inmobiliario que pagó 18.5 millones de dólares al momento de comprar la casona.

De acuerdo con el diario “The Palm Beach Post”, fue el propio Glaser quien supervisó la demolición de lo que él mismo calificó como una “infame mansión”.

El derribo del inmueble que perteneció a Jeffrey Epstein fue autorizado, en diciembre de 2019, por la Comisión de Arquitectura de Palm Beach.

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados