Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

"Estoy lejos y no he comido": Adolescente secuestrada logró comunicarse con su madre

Jeimy Henríquez, es una adolescente North Miami Beach, que aparentemente está en peligro, pues según su madre, un extraño se la llevó. 

Henríquez, de 15 años ha estado en comunicación con su madre, Ana Quintanilla, tras su desaparición. La policía sospecha que la tienen viajando por varios estados.

Los detectives del caso informaron que la niña fue vista por última vez en el área de Northeast 14th Avenue y 182nd Street.

Supuestamente la menor se encontraba jugando el sábado por la mañana, un videojuego llamado Fire Max cuando comenzó a tener conversaciones con un extraño, el cual se cree que fue quien la recogió y la llevó hasta Filadelfia.

"Estoy lejos y no he comido": Adolescente desaparecida logra comunicarse con su madre
Ana Quintanilla, madre de la adolescente desaparecida. Foto: captura de pantalla

LA ADOLESCENTE SE HA COMUNICADO CON SU MADRE:

La angustiada madre, Quintanilla, concedió una entrevista a Local 10 News, durante la tarde del pasado domingo, donde aseguró que la niña había dejado una nota antes de su partida, pero ha llamado en varias oportunidades diciendo que lamenta mucho haberse ido.

Además agregó, que "ella pidió que no le dijera a la policía y que esto no es culpa de nadie".

Según la descripción proporcionada por los oficiales, Henríquez es una niña de piel blanca, de aproximadamente 1,55m y 59 kilos.

Henríquez se llevó su bolso negro, su teléfono celular, pero su madre dijo que dejó su dinero, según reportó Local 10. 

"Estoy lejos y no he comido": Adolescente desaparecida logra comunicarse con su madre
Adolescente desaparecida. Foto: captura de pantalla

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: POLICÍA ACUDIÓ A TIROTEO Y TERMINÓ RESCATANDO A MUJER QUE INGIRIÓ NARCÓTICOS

Los detectives hicieron conexión con el celular de la menor, para determinar su posible ubicación, y fue rastreado hasta Filadelfia.

"Me preocupa que pueda estar en peligro", dijo Quintanilla, quien recibió una llamada de su hija alrededor de las 10:00 p.m. del sábado, y escuchó a su hija llorar mientras le decía que "estoy lejos y no he comido", pero justo en ese momento se colgó la llamada, según la policía.

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en Línea
Ver todos los comentarios

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados