Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

¡Libertad plena! gritan los PM del 11A ante visita de comisionada de DDHH

Los funcionarios de la Policía Metropolitana (PM) que están injustamente presos desde hace 16 años por los sucesos del 11 de abril de 2002, esperan que la visita de la alta comisionada de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Michelle Bachelet, sea una ocasión propicia para que el régimen de Nicolás Maduro les otorgue la libertad plena.

María Paz Castillo, esposa del comisario Marco Hurtado, condenado a 16 años y 8 meses de prisión, recordó que el caso de estos funcionarios ha sido extensamente documentado por diversas ONG y comisiones internacionales.

Agregó que en marzo de 2019 un delegado de la ONU logró visitar la cárcel de Ramo Verde y recogió los testimonios de estos presos políticos.

"El caso de los funcionarios ya fue documentado por los delegados de la ONU. En consecuencia, la señora Bachelet debe estar en conocimiento de la injusticia que se cometió con ellos", dijo Paz Castillo.

Recordó que el comisario Hurtado fue condenado a casi 17 años de prisión a pesar de que ese día, 11 de abril de 2002, no estuvo en el sitio de los sucesos.

"Más allá de su inocencia está el hecho de que mi esposo ya va a cumplir la pena completa y aún así no le otorgan medidas alternativas de cumplimiento de la pena, como destacamento de trabajo, entre otros", explicó.

Los culpables necesarios

Un año después de los sucesos del 11 de abril de 2002, Erasmo Bolívar, Arube Pérez, Héctor Rovaín, Luis Molina, Marco Hurtado y Julio Rodríguez, todos funcionarios de la Policía Metropolitana, además de los comisarios Iván Simonovis, Lázaro Forero y Henry Vivas fueron detenidos.

Siete años después, en un juicio totalmente amañado, fueron condenados a penas de prisión de 16, 17 y 30 años.

En 2012 el entonces presidente de la Sala Penal del TSJ, exmagistrado Eladio Aponte Aponte, reveló que el propio Hugo Chávez, siendo presidente de la república, le ordenó condenar a esos funcionarios policiales.

"Siempre nos reuníamos en la Vicepresidencia para saber a quién íbamos a condenar aún siendo inocente. Un día me llamó Chávez y me ordenó que jodiera a los funcionarios", dijo Aponte Aponte en una entrevista que ofreció a un medio televisivo en Miami.

Las esposas de estos funcionarios recordaron que cada año los abogados de estos policías solicitan la aplicación de medidas alternativas, pero los jueces hacen silencio y confiesan que para proceder en favor de estos funcionarios necesitan una "orden de arriba".

Libertad condicionada

Nueve fueron los funcionarios condenados por los hechos del 11 de abril de 2002.

De estos, varios se encuentran en su casa luego de recibir medidas humanitarias.

Los comisarios Henry Vivas y Lázaro Forero están condenados a 30 años de prisión y tienen arresto domiciliario. Lo mismo sucede con el agente Julio Rodríguez, quien reside en La Guaira, estado Vargas.

El comisario Iván Simonovis, condenado a 30 años de prisión, estuvo bajo arresto domiciliario hasta el pasado 16 de mayo, cuando los funcionarios del Sebin se percataron que no se encontraba en el interior de su hogar.

Se presume que logró fugarse y salir del país.

Arube Pérez, Marco Hurtado, Luis Molina, Héctor Rovaín y Erasmo Bolívar se encuentran desde hace 16 años en el piso 5 de la cárcel de Ramo Verde, ubicada en Los Teques.

Todos presentan graves e irreversibles problemas de salud.

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados