Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors

¿Quiénes eran las víctimas de la masacre de San Félix?

Lismar Bonillo, de 27 años de edad, estaba con su hijo de un año y su esposo, un oficial de Delta Amacuro, en la parada El Mirador, en San Félix, la mañana del domingo 21 de julio. Se dirigían al sector El Triunfo a una reunión familiar.

Lismar era ama de casa y murió tratando de proteger a su hijo del ataque armado que se produjo ese día, y sobre el que aún no hay una versión oficial sobre el móvil y los autores del crimen. Recibió disparos en la espalda, abdomen y piernas.

Ella fue una de las siete personas asesinadas. Hasta ahora, a ninguna de las víctimas se les vincula con alguna banda por la que habría tenido lugar un “ajuste de cuentas”, como sugiere el parte policial, o lo que ciudadanos afirman es una guerra entre bandas para controlar los mercados municipales o que estén relacionados con la compra y venta de oro.

Según testigos, en la parada de autobús donde se originó el crimen, había una persona que era el blanco del ataque, pero aseguraron que este logró escapar. Se desconoce si entre los otros asesinados o heridos estaría incluída otra persona buscada por los autores materiales de la masacre de San Félix.

¿Quiénes eran el resto de las víctimas?

Francis Gustavo Rivas, de 54 años, era vendedor de ajo en el sector donde se dieron los hechos. Estaba en la parada de autobús para dirigirse a su vivienda en El Triunfo. De acuerdo con el parte policial, tenía expediente por droga y hurto.

Rivas era padre de ocho hijos. Iba a celebrar el Día del Niño en familia.

Otras dos víctimas eran comerciantes: Miguel Ángel Astudillo, de 32; y Nelson José Chacón, de 20. El resto de los asesinados fueron Santa Malavé Pumiaca, de 44, dedicada a trabajos del hogar; Pastor Régulo Decena, de 81 años; y una joven de 17 años, Yennifer Vallenilla, recién graduada de bachiller y quien estaba en compañía de su papá.

El cuerpo de Yennifer fue el único que Cicpc habría entregado al día siguiente. El resto seguía a la espera de un forense, según denunciaron familiares.

Las autoridades estarían tras la pista de la banda Zacarías, a la que se le atribuye la masacre de San Félix, ocurrida el domingo 21 de julio en Bolívar.

Las investigaciones las lleva el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) y el Ministerio Público. Al menos 15 personas habrían sido detenidas para las averiguaciones.

ads

LO QUE ES TENDENCIA

ads

Artículos Relacionados