Pueblo ofrece recompensa a quien tenga a un hijo varón allí

Una pequeña población de Polonia llamada Miejsce Odrzańskie está ofreciendo una recompensa a la primera pareja que tenga un hijo varón allí, ya que desde hace una década que no nace ninguno.

El último niño nacido en este pueblo de 300 habitantes cumplirá pronto los 10 años, pero su familia se mudó, así que el varón más joven del lugar tiene 12 años.

Por esta razón la mayoría e las personas del pueblo son mujeres que trabajan en todas las áreas, desde el campo hasta el departamento de bomberos, reseñó RT.

El alcalde de la localidad Rajmund Frischko, anunció un plan para galardonar a la primera pareja que dé a luz a un niño varón. "No revelaré cómo exactamente, pero les aseguro que el premio será atractivo", dijo.

"Nacen niñas de manera permanente, y los nacimientos de niños son raros. No será fácil explicar este enigma", comentó Frischko, quien tiene dos hijas.

Rafal Ploski, jefe del Departamento de Genética de la Universidad Médica de Varsovia, iniciará una investigación sobre el caso.

Comenzará con el estudio de los certificados de nacimiento del pueblo y luego averiguará si los progenitores tienen algún tipo parentesco, aunque sea remoto.

"El siguiente paso será entrevistar minuciosamente a padres e hijos, estudiar las condiciones medioambientales. Solo entonces se podría dar con una pista", explicó el experto.

Foro Penal: tras informe de Bachelet, torturadores saben que los observan

"La única sanción de Venezuela se llama Nicolás Maduro", aseguró Vecchio