Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

¡Fisting! La práctica sexual extrema de la que muchos hablan

El fisting es una práctica poco mencionada pero con gran aceptación entre las parejas debido a su elevada carga erótica.

Se trata de una conducta sexual que consiste en la introducción de la mano o parte del brazo en el ano/recto o en la vagina.

Pero todo se puede complicar si no se aplica de manera adecuada.

Fisting

Si se realiza de forma sana, puede resultar excitante; de lo contrario, puede ocasionar graves lesiones.

TAMBIÉN LE PUEDE INTERESAR: 7 TRUCOS PARA RETRASAR LA EYACULACIÓN Y CONVERTIRTE EN UN MEJOR AMANTE

Por eso es esencial entrenamiento y gradualidad a la hora de practicarla y recibirla, señala Monica Branni y Maria Hernando, psicólogas y sexólogas.

RIESGOS DEL FISTING

Las especialistas aseguran que esta práctica de la que muchos hablan puede ocasionar dolor, sangrado y a la mayor probabilidad de contraer infecciones de transmisión sexual (ITS).

De hecho, es una práctica que requiere paciencia y preparación. Y, sin duda, métodos de barrera o prevención.

Según una revisión de 14 estudios publicada en el Journal of Forensic and Legal Medicine, el 22% de los encuestados tenían lesiones externas en la zona genital o anal después de practicar fisting.

Asimismo, la mayoría de ellos, presentaba traumas internos, lo que hace pensar que sin duda alguna es una práctica fácil en absoluto.

CONSEJOS PARA PRACTICAR FISTING

Hay que destacar que a la hora de esta famosa y conocida práctica no todo es malo.

Las especialistas antes mencionadas dieron a conocer algunos consejos para hacer más llevadero y placentero el encuentro.

Antes de comenzar el fisting es fundamental hablar de límites y consentimiento.

Es aconsejable realizarse una ducha anal entre 2 y 3 horas antes de empezar, para estar más relajados durante el acto y no contraer excesivamente los músculos pélvicos intentando controlar los esfínteres.

Enema para lavados íntimos

Asimismo, es esencial que la persona que lo vaya a practicar a la otra tenga las uñas bien cortadas y limadas para evitar provocar rasguños y arañazos. Y, por supuesto, nada de anillos.

En el fisting hay diferentes técnicas que facilitan esta práctica, como la forma de la mano en V o cerrada en puño.

Sin embargo, para el vaginal, recomiendan tumbarse boca arriba para una mayor relajación y mejor acceso al punto G.

 

 

Suscribir
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en Línea
Ver todos los comentarios

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados

0
Me encantaría conocer tu opinión, comenta.x
()
x